HUMBERTO ORTEGA: “SANDINISTAS JAMÁS VAMOS A TOLERAR DINASTÍA”

El exjefe del ejército de Nicaragua, Humberto Ortega aseguró hoy en el programa Jaime Arellano en La Nación, que el espíritu de los sandinistas jamás tolerará una dinastía como en el pasado, ni aceptará gobiernos familiares. El general Ortega respondió así a señalamientos del rumbo actual del FSLN, dirigido por su hermano, el presidente Daniel Ortega,y su esposa la vicepresidenta Rosario Murillo. También se refirió a deferentes temas de índole nacional, como la transparencia electoral, y la línea de trabajo del Ejército de Nicaragua.   Según el exgeneral Ortega, actualmente no hay dinastía, lo que existe es un estilo de gobierno donde al igual que en Estados unidos, Donald Trump tiene a su familia en la Casa Blanca. Para Ortega, su hermano se ha entronizado en el poder por sus 15 años de gobierno. Ante el cuestionamiento del conductor Jaime Arellano sobre una dinastía del gobierno de Nicaragua, el exgeneral lo niega de esta manera: “En todo caso puede ser es un régimen que se ha entronizado, que Daniel se ha entronizado más, pero de la forma en que ha permitido el marco jurídico legal que hay aquí en Nicaragua”.     Humberto Ortega admite los problemas que existen en el Poder Electoral: “Los procesos electorales en Nicaragua de un tiempo para acá, han tenido serios cuestionamientos y creo que eso es un asunto que hay que abordar a fondo, y asegurar a los nicaragüenses, que no tengamos la más mínima duda en el proceso de elecciones, eso está débil, ese es un punto que hay que llevar a la mesa de concertación”, afirma.   Con respecto a su propuesta de mesa de concertación expresa: “Yo hago un planteamiento, antes que se impusiera Nica Act por Estados unidos, hay que analizar el rumbo que debe haber una mesa con toda la sociedad. Yo planteo una mesa de concertación nacional en donde no sólo estén los políticos de carrera, sino también todos los sectores del país, sector económico, los intelectuales”, aconseja.   El exgeneral del ejército, afirma que: “Jamás aquí lo sandinistas vamos a tolerar dinastías como las del pasado”. Resaltando que: “Cuando salí del ejército, este quedó con un código militar, de que este ejercito jamás podía prestarse de ser instrumento de ningún partido político, no podía participarse nunca más, ni tampoco podía ser instrumento de ninguna clase económica, y menos ser un instrumento del crimen organizado como ha pasado en otros países de la región”, afirma.   © 100% Noticias ¡Con primicias a toda hora!