PREOCUPADOS POR DECISIÓN OFICIAL

Mario Amador, gerente general del Comité Nacional de Productores de Azúcar, dijo ayer que hay preocupación entre los ingenios por la decisión del Ministerio de Energía y Minas de reducir la producción de energía de este sector. 'Y de repente te dicen que hay que dejar de producir porque ahora producen con combustible más barato', exclamó Amador. La noticia podría ser devastadora para esta importante actividad económica. Amador contó que el ingenio Montelimar hará en abril próximo las primeras pruebas de producción y entrega de energía luego de invertir $105 millones de dólares. El ingenio San Antonio de Chichigalpa invirtió a su vez para mejorar su capacidad de generación unos $100 millones de dólares. El ingenio Benjamín Zeledón de Rivas, recientemente comprado por capitalistas colombianos, tiene planes para invertir $130 millones de dólares en la próxima zafra 2016-2017. Recordó que 'aquí no hay nada más arisco que un dólar que se puede ir a otro lado?' El gerente general del comité del azúcar calificó de 'ridículo pensar en volver a la producción (de energía) térmica' o sea a base de búnker, sólo porque las proyecciones sean de que con la caída de los precios del crudo este tipo de combustible abaratará los costos. 'No estoy claro que sea más barato producir con búnker. No lo creo', indicó el ejecutivo quien dijo que en este momento, el gobierno debería estimular la producción con biomasa y con viento. 'Aquí en estos días se perdió el bagazo, y se va a perder más', explicó. Amador dijo que la decisión de rebajar diez megavatios hora a cada ingenio en producción es una mala señal para los que aún no han entrado a la fase plena de su zafra. El ingenio Montelimar ahora mismo se prepara para producir energía, pero 'de pronto, tu producción estará variando'. Lo que más extraña al gerente general del comité es que la decisión fue comunicada a cada ingenio por el Centro Nacional Despacho de Carga con el argumento de que había un problema técnico en la subestación de El Viejo, departamento de Chinandega, y que por tal razón debían frenar la producción de energía. Pero, el ingenio San Antonio entrega su producción a la subestación de León, las generadoras eólicas del sur entregan a la subestación de Rivas y no a la de El Viejo. 'El tema es difícil de entender ahora mismo', indicó Amador. Dijo que las pérdidas al sector ya están sumando. 'Las pérdidas son grandes y se acumulan rápidamente, diez megas menos (entregados al sistema) son $1,200 a $1,500 dólares menos por hora, o sea unos $20 a mil a $30 mil en pérdidas por día', explicó Amador. Si la tendencia se mantiene, 'al final podríamos acumular pérdidas de hasta dos millones de dólares en el año', apuntó. Los ingenios aportan unos 62 MWh de energía en período de zafra (hasta el mes de mayo), producción que es considerada 'complementaria a la producción hidroeléctrica que baja su actividad. Las hidroeléctrica son eficientes en invierno, pero no en verano'. 'Si la decisión (del gobierno) se mantiene las pérdidas serán considerables y tendríamos que revisar los precios de otros productos que tenemos', advirtiendo que también se arriesga el 'esquema de producción y el beneficio a más de 150 mil empleados de la industria azucarera'. 'Habrá que trasladar los costos a los productos porque alguien tendrá que pagar por esto', explicó Amador.

Ayúdanos a romper la censura,
necesitamos tu apoyo para seguir informando

DONA AQUÍ