PAÍSES DE AMÉRICA LATINA Y EL CARIBE REITERAN LUCHA CONTRA EL HAMBRE

None
Erradicar el hambre, fomentar el uso sostenible de los recursos naturales, la adaptación al cambio climático y la gestión de riesgos, y fortalecer el desarrollo rural y la agricultura familiar son las tres prioridades que los gobiernos de América Latina y el Caribe señalaron para la FAO, durante la Conferencia Regional realizada en Ciudad de México. Los gobiernos de la región acordaron medidas para dar una respuesta a los 34 millones de personas que aún viven con hambre en la región. “América Latina y el Caribe se ha propuesto acabar con el hambre y la malnutrición en menos de diez años y FAO trabajará codo a codo con los países para lograrlo”, dijo José Graziano da Silva, Director General de la FAO. En los próximos dos años, FAO implementará una iniciativa centrada en apoyar los principales estrategias de seguridad alimentaria de la región, como la Iniciativa América Latina y el Caribe Sin Hambre y el Plan de Seguridad Alimentaria, Nutrición y Erradicación del Hambre de la CELAC. “Los países han sido muy claros: la prioridad regional es erradicar el hambre al año 2025, y FAO dedicará todos sus esfuerzos a convertir este sueño en una realidad”, dijo Graziano da Silva. Una respuesta integral al cambio climático En respuesta al mandato de los países, la FAO desarrollará una iniciativa regional prioritaria que fomentará el uso sostenible de los recursos naturales, la adaptación al cambio climático y la gestión del riesgo de desastres. Esta iniciativa prestará especial atención al Corredor Seco de Centroamérica, donde millones de personas han visto su seguridad alimentaria afectada. “En el pasado, la sequía del Corredor Seco era un fenómeno cíclico asociado a El Niño. Hoy, el cambio climático ha hecho que las sequías sean más erráticas, prolongadas e impredecibles,” explicó Graziano da Silva. Los Pequeños Estados Insulares en Desarrollo, muchos de los cuales se encuentran en el Caribe, también requieren apoyo urgente, ya que para ellos el cambio climático presenta la mayor urgencia. Graziano da Silva llamó a los países a ratificar el acuerdo internacional llamado Estado Rector del Puerto, que busca combatir la pesca ilegal. Se requiere que cinco países más lo ratifiquen durante el 2016 para que entre en efecto. Detener el auge de la obesidad Durante la Conferencia, la FAO firmó dos acuerdos, uno con la OPS y otro con Consumers International, encaminados a luchar contra el aumento de la obesidad y el sobrepeso en la región. Según datos de la Organización Panamericana de Salud (OPS), el 56% de los adultos en América Latina y 44% en el Caribe viven con sobrepeso. Para enfrentar esta situación, FAO y OPS firmaron un convenio para fortalecer las políticas regionales de erradicación de la malnutrición e implementar las recomendaciones de la Conferencia Internacional sobre Nutrición (CIN2) y la nueva Agenda de Desarrollo Sostenible. Desencadenar el potencial rural La pobreza sigue afectando al 47% de los habitantes de las zonas rurales de la región, una tasa que duplica la de las áreas urbanas. En respuesta a la solicitud de los países, FAO implementará una iniciativa centrada en promover la agricultura familiar, los sistemas alimentarios inclusivos y el desarrollo rural sostenible. Esta Iniciativa facilitará el acceso de los agricultores familiares a activos, servicios financieros y no financieros, fortaleciendo sus organizaciones de productores. Además, articulará las políticas de protección social con los programas productivos, estimulando las compras públicas a la agricultura familiar, los circuitos cortos de producción y la mejora de los sistemas públicos de abastecimiento.