Cuba y Venezuela los países con el internet menos libre de la región: Freedom House

La pandemia del coronavirus ha sido utilizada por gobiernos de varios países del mundo para aumentar la vigilancia sobre su población y restringir la libertad en la red.
Voz de América

Algunos gobiernos de países alrededor del mundo han usado la pandemia del coronavirus como excusa para expandir la vigilancia online de su población, colectar datos y limitar la libertad de expresión. China es la nación del mundo que más ha limitado la libertad en la red a nivel global y Venezuela y Cuba a nivel del continente americano.

Así lo indicó el informe anual de la organización Freedom House publicado el miércoles, exponiendo que la libertad en la web empeoró a nivel mundial por décimo año consecutivo y, en el último año, el rápido desarrollo de la Inteligencia Artificial, junto con la vigilancia biométrica usada por los gobiernos para enfrentar la pandemia han creado “nuevos riesgos para los derechos humanos”, explica el texto.

El texto sostiene que las autoridades de docenas de países han citado la COVID-19 "para justificar la ampliación de los poderes de vigilancia y el despliegue de nuevas tecnologías que alguna vez se consideraron demasiado intrusivas".

Como resultado, la libertad en Internet ha empeorado en 26 de los 65 países cubiertos por el informe, mientras que solo 22 registraron mejorías.

“La pandemia está acelerando la dependencia de la sociedad en las tecnologías digitales en un momento en el que el internet es cada vez menos libre”, dijo Michael Abramovitz, el presidente de la organización en un comunicado. “Sin suficientes amparos para la privacidad y el estado de derecho, estas tecnologías pueden ser fácilmente reutilizadas para la represión política”.

Azerbaiyán, Bielorrusia, Kazajstán, Rusia, Uzbekistán, Pakistán e Irán también entraron en la categoría de "no libres".

LEER MÁS: Estados Unidos repudia ingreso de China, Rusia y Cuba al Consejo de Derechos Humanos de Naciones Unidas

La llamada cibersoberanía, los esfuerzos de los gobiernos para ejercer control sobre internet dentro de sus propias fronteras, ha ido en aumento en todo el mundo, incluso en Rusia, donde el gobierno ruso continuó "afinando su aparato de censura en línea", afirma el informe.

En Irán, el gobierno ordenó un cierre casi total luego de oleadas de protestas en todo el país en noviembre de 2019, indica el texto de Freedom House.

Venezuela tuvo la mayor disminución en un periodo de cinco años

Venezuela es el país del mundo que experimentó la mayor disminución de libertad en la red en los últimos cinco años, de 12 puntos en el 2020, en comparación con las cifras del 2016.

Según describe el informe, el presidente Nicolás Maduro sumó la censura con la propagación de falsedades, diciendo por ejemplo que el virus era una arma “bioterrorista”, en particular señalando a los venezolanos retornados desde Colombia. Además promovió “falsedades” como que el COVID “podía ser tratado con un té casero de limoncillo”.

El informe también señaló el bloqueo por parte de las autoridades del gobierno en disputa de una página web creada por el presidente interino, Juan Guaidó, para dar información sobre la pandemia, y el arresto temporal de varios periodistas que informaron sobre el virus.

El reporte de Freedom House coloca además a Cuba, el otro país del continente que obtuvo la calificación de “no libre”, junto con Venezuela, en el top 10 de los países con mayores restricciones en la web.

SEGUIR LEYENDO: Cuba, Rusia y China fueron elegidos para integrar el Consejo de Derechos Humanos de la ONU

China, el país con el internet menos libre

El gobierno chino, citada en el informe como el país con peor puntuación en términos de acceso al internet, es un ejemplo de este riesgo. China resultó el país peor clasificado por sexto año consecutivo.

Durante la pandemia, explica el informe, las autoridades chinas combinaron distintas tecnologías no solo para controlar el brote del COVID-19 sino también para impedir que los usuarios compartieran información de fuentes independientes y retaran la narrativa oficial.

“Con la llegada del COVID-19, cada componente del aparato del régimen para el control—incluyendo la censura automatizada, vigilancia de alta tecnología y arrestos a gran escala—se activó”, describe el informe.

En su reporte, la organización Freedom House califica y estudia la libertad en la red en 65 países del mundo, teniendo en cuenta los obstáculos para acceder a la red, los límites en el contenido y las violaciones a los derechos de los usuarios.

Libertad en la red en EE.UU. cae por cuarto año consecutivo

Aunque está entre los 10 países del mundo donde existe la mayor libertad en internet, esta se ha visto restringida en los últimos años, desde que el presidente Donald Trump llegó a la Casa Blanca.

Según el informe, las autoridades federales y la policía amenazaron las libertades constitucionales y llevaron a los tribunales a individuos por actividades durante las protestas, que se extendieron en los 50 estados, en contra de la violencia policial y el racismo.

El reporte señaló específicamente la orden ejecutiva firmada por el presidente Trump para limitar el poder de las redes sociales y su uso de Twitter, en donde ha propagado desinformación y contenido “inflamatorio”.

“Las órdenes ejecutivas para regular las redes sociales (…) ponen en peligro el rol de EE.UU. como un líder de la libertad en internet”, concluyó el informe.

Ayúdanos a romper la censura,
necesitamos tu apoyo para seguir informando

DONA AQUÍ