FUERTE OLEAJE HA PROVOCADO DAÑOS EN COMUNIDADES DE LA COSTA DEL PACÍFICO CENTROAMERICANO

Los fuertes oleajes registrados durante las últimas horas en las playas de la costa del pacífico, fenómeno que ha sido denominado por los expertos como Mar de Fondo, ha causado estragos en los asentamientos de las costas de toda la región centroamericana, lo que ha activado a las instancias de socorro para brindar asistencia a los afectados. En el caso de Guatemala, la Coordinadora Nacional para la Reducción de Desastres (CONRED), informó que el fuerte oleaje dejó como resultados inundaciones y daños en algunas viviendas, registrando hasta el momento 80 viviendas con afectaciones severas y moderados en las aldeas La Barrona, Moyuta y Jutiapa, así como la evacuación de al menos 500 personas. A través del Instituto Nacional de Sismología, Vulcanología e Hidrología, el gobierno guatemalteco recomendó a la población no ingresar al mar del litoral pacífico dado que las condiciones de fuerte oleaje se mantendrán. En El Salvador, la Dirección General de Protección Civil, emitió un informe sobre incidentes y afectaciones provocadas por el incremento de oleaje en diferentes comunidades de la zona costera salvadoreña y ha orientado que tanto técnicos departamentales como municipales mantengan coordinación con las comisiones de cada una de esas comunidades de cara a brindar apoyo en labores de atención a la población. La Comisión Permanente de Contingencias de Honduras (COPECO) emitió Alerta Verde por 72 horas para toda la zona costera del Golfo de Fonseca, debido a que tormentas extra-tropicales en el Hemisferio Sur a inicios de esta semana generaron alteraciones en el oleaje en el océano Pacífico, la que podría mantenerse las próximas 24 horas, principalmente en horas de marea alta. La tarde de este domingo 3 de mayo el Gobierno de Costa Rica, a través de la Comisión Nacional de Prevención de Riesgos y Atención de Emergencias (CNE) emitió Alerta Roja debido al derrame de 180 toneladas de nitrato de amonio (fertilizante) frente a la ciudad de Puntarenas como consecuencia del hundimiento de una embarcación de Fértica producto del fuerte oleaje. “Esta medida se tomó con el propósito de evitar que las personas se metan al mar y puedan tener algún daño generado por esta sustancia. Las autoridades esperan que el producto se haya diluido en las aguas del golfo, y que las corrientes marinas las hayan arrastrado hacia mar abierto. Sin embargo, es necesario realizar una serie de estudios en laboratorio para descartar cualquier afectación que pueda generar”, reza el informe emitido por la CNE. El Sistema Nacional de Protección Civil (SINAPROC) de Panamá registra desde el mediodía del sábado fuertes oleajes en las playas de la costa pacífica lo que ha provocado anegación de viviendas, una escuela, hoteles y restaurantes cercanos al mar, aunque no se contabiliza víctimas fatales ni heridos, solamente daños materiales. Ante esta situación SINAPROC tomó como medida el cierre del acceso a las playas para los bañistas, declarando una Alerta Verde a nivel nacional hasta el 5 de mayo al mismo tiempo que se ha colocado banderines rojos en las playas para prohibir el baño de turistas. 19 Digital