LA UNIÓN EUROPEA DEVOLVERÁ A MIGRANTES A SUS PAÍSES

La nueva misión naval para luchar contra el tráfico ilegal de migrantes en el Mediterráneo que ultima la Unión Europea (UE) contempla la devolución de esas personas al puerto del que partieron, indicó el secretario de Estado francés para Asuntos Europeos, Harlem Désir. "Evidentemente primero hay que salvar a las personas que están a bordo. Si es necesario, volver a llevarlas a los puertos de partida en un marco que será definido en el plano internacional", señaló Désir, que asiste a un consejo de ministros de Exteriores y Defensa de la UE en el que esperan dar luz verde al establecimiento de la misión. Désir indicó que la operación se ocupará primero de "la identificación de los barcos"; en segundo lugar, de "la neutralización de las embarcaciones que puede llevar a su destrucción", y por último, de "la lucha junto con los países de origen y de tránsito contra estas redes para desmantelarlas". "El objetivo es desmantelar estas redes y que no haya más inmigrantes en esas embarcaciones que pongan en peligro sus vidas", insistió. El representante francés subrayó que la UE espera "poder intervenir lo más cerca de las costas de partida", y añade: "Por eso pedimos un mandato a la ONU, para poder actuar en un marco internacional que permita, incluido en las aguas territoriales, ir a interceptar estos barcos". La jefa de la diplomacia de la UE, Federica Mogherini, aseguró la semana pasada al presentar una estrategia integral comunitaria sobre migración, que no se devolverá a las personas que se rescate en el Mediterráneo antes de comprobar si tienen derecho a recibir asilo. Désir indicó asimismo que la misión europea también se propondrá "hacer que esos barcos ya no puedan ser utilizados más, en respeto de las leyes internacionales". "Que sean neutralizados, por ejemplo destruyendo los motores. Es el mandato que pedimos a la ONU el que definirá con precisión las condiciones en las que esto podrá hacerse", apuntó. "La comunidad internacional debe absolutamente aportar su ayuda a la UE para luchar contra estas redes criminales que ponen en peligro la vida de los migrantes", solicitó. El secretario de Estado francés confirmó "la necesidad de tener un marco jurídico que sería a la vez el del mandato de la UE, aplicando las reglas internacionales, por ejemplo en materia de lucha contra la piratería, la Convención de Palermo, pero igualmente un mandato de las Naciones Unidas". "Porque debemos poder intervenir no sólo en aguas internacionales sino también en las nacionales, contra barcos sea cual sea su pabellón, y para eso hace falta el mandato de la ONU", concluyó. Désir aseguró que Francia pondrá medios militares de su Marina a disposición de esta nueva operación europea, mientras que el ministro británico de Exteriores, Philip Hammond, señaló que su país ya contribuye con activos a la crisis humana en el Mediterráneo. El titular danés de Exteriores, Martin Lidegaard, indicó: "Debemos dejar claro que hablamos de una operación contra traficantes antes de que capturen a hombres, mujeres y niños inocentes". 18 Digital