PROPONEN UNA LEY PARA SUSPENDER LOS BENEFICIOS A LOS CUBANOS EN EEUU

None
Un representante de Miami propuso un proyecto de ley con el objetivo de suspender la concesión automática con la que los cubanos se benefician de asistencia federal, algo que a la mayoría de los inmigrantes de las otras nacionalidades les lleva años conseguir. El republicano cubanoamericano Carlos Curbelo busca así enmendar una ley federal que trata a todos los cubanos como refugiados o asilados políticos, por lo cual tienen derecho a alimentos, asistencia médica y seguro de discapacidad, entre otras ayudas. El representante alegó un abuso flagrante de los fondos gubernamentales y aseguró que se trata de una cuestión de equidad para que los cubanos sean tratados como los inmigrantes del resto de los países, a quienes se les exige que presenten solicitud de refugio o asilo político antes de calificar para beneficios especiales, para lo que deben esperar años. Si se aprobara la iniciativa, sólo los inmigrantes haitianos –a quienes ya se los trata como a los cubanos bajo a Ley de Asistencia de Educación a Refugiados de 1980– seguirían exentos al llegar a EEUU. "Los cubanos que vengan a Estados Unidos tendrán las mismas oportunidades que los inmigrantes de otras naciones, como Colombia, Venezuela, Perú, Centroamérica –de cualquier país– para trabajar y ganarse la vida honestamente, mientras contribuyen a nuestra gran nación", afirmó Curbelo. "Lo mismo que los solicitantes de asilo político del resto del mundo –continuó en un video en el que dio a conocer su propuesta–, los cubanos que están pidiendo beneficios de asistencia pública tendrán que demostrar que salieron de Cuba huyendo de la persecución política y que no pueden regresar bajo el régimen totalitario actual". La legislación de tres páginas, que se aplicaría sólo a los cubanos que emigren a EEUU luego de su aprobación por el Congreso, no modifica la Ley de Ajuste Cubano, que les otorga el privilegio de solicitar la residencia permanente después de pasar 366 días en Estados Unidos. Curbelo señaló que la Ley de Oportunidad de Trabajo para el Inmigrante Cubano de 2015 que él propone representa un "primer paso" para reescribir la política de inmigración EEUU-Cuba. "Existen numerosos abusos en relación con nuestra política de inmigración EEUU-Cuba", aseguró al Miami Herald. "Considero que este es un primer paso importante para empezar a acabar con esos abusos, pero hay otros. Ciertamente, todos estamos familiarizados con los argumentos de que las personas que ajustan su estatus bajo la Ley de Ajuste, el espíritu de la cual es que todos son refugiados y asilados, pero se pasan la vida dando viajes de ida y vuelta a Cuba", agregó. El representante recordó que está en desacuerdo con la normalización de las relaciones diplomáticas anunciada por el presidente Barack bama y su par Raúl Castro hace un año. "Nuestra política de inmigración con Cuba es defectuosa, y la Administración ha empeorado las cosas al reconocer a la dictadura cubana como un gobierno legítimo", concluyó en un comunicado.