TOYOTA EL MAYOR VENDEDOR MUNDIAL DE AUTOS EN 2015

None
Las ventas mundiales de Toyota, incluyendo los negocios de Hino Motors Ltd. y Daihatsu Motor Co., cayeron un 0,8 por ciento a 10,15 millones de vehículos el año pasado, según un comunicado de la empresa. Este mismo mes Volkswagen anunció una caída de sus ventas del 2 por ciento a 9,9 millones mientras que las entregas de General Motors Co. aumentaron un 0,2 por ciento a 9,8 millones. Los resultados de Toyota cierran un año en el que Volkswagen superó a su competidor japonés durante el primer semestre para después perder el primer puesto ante Toyota tras una crisis sin precedentes. A la caída de las ventas en China se suma el escándalo de las emisiones, que ha obligado a Volkswagen a suspender las ventas de sus coches diésel en algunos mercados y a gestionar la reparación de 11 millones de vehículos. La compañía alemana también tendrá que limpiar su imagen y replantearse el objetivo de superar a Toyota, ambición clave del anterior responsable del grupo Martin Winterkorn, que dimitió tras conocerse que el fabricante alemán había empleado sistemas de manipulación de emisiones para pasar los controles medioambientales. “Probablemente la hegemonía de Toyota no esté amenazada en los próximos años tras el revés importante de VW”, dijo por teléfono Zhou Jincheng, analista de la firma de investigación Fourin Inc. “La diferencia será cada vez mayor porque VW tardará en ajustar su estrategia en mercados como Estados Unidos y Europa”. Para conseguir cinco victorias consecutivas, Toyota está estudiando una posible medida que podría mejorar su posición en los mercados emergentes. El fabricante podría comprar el resto del grupo Daihatsu, en el que tiene una participación del 51 por ciento, lo que le daría control pleno sobre el fabricante líder de coches pequeños en Japón y de automóviles compactos en Indonesia y Malasia. Toyota también introducirá el primer compacto Prius rediseñado en casi siete años. El fabricante ha mejorado la eficiencia de consumo de combustible de su híbrido más vendido y ha introducido funciones de conducción automática como el freno de emergencia automático. Volkswagen comenzará la retirada de sus automóviles en Europa este mes, pero el fabricante aún tiene que llegar a un acuerdo con las reguladoras en Estados Unidos, donde ha tenido que suspender las ventas de sus modelos diésel. El fabricante ha apartado hasta ahora un capital de 6.700 millones de euros (US$7.300 millones) destinados a arreglar los motores trucados para pasar los controles de emisiones. La compañía se enfrenta además a cientos de demandas y a multas de autoridades reguladoras. Tomado de: El Comercio