HILLARY CLINTON Y DONALD TRUMP BUSCAN AFIANZAR LIDERAZGO EN EL PRÓXIMO SUPERMARTES

None
Se acerca una fecha de grandes definiciones en la carrera de los candidatos republicanos hacia la Casa Blanca. Se trata del tercer Supermartes, en el cual se celebrarán primarias en los estados de Florida, Ohio, Illinois, Carolina del Norte y Missouri. Podría ser la última oportunidad para los aspirantes que no se perfilan como favoritos. Después de la sorpresa de Bernie Sanders en Michigan la semana pasada, esta será otra prueba de fuego para demostrar que su campaña sigue viva frente a Hillary Clinton en la interna demócrata. Donald Trump, por su parte, podría obtener una ventaja determinante y dejar fuera del juego a Marco Rubio y John Kasich, en caso de que logre imponerse en los estados de esos candidatos, Florida y Ohio. Ted Cruzbuscará no perder terreno en regiones donde no es favorito. La ventaja de los punteros Trump y Clinton sobre el resto de los aspirantes es muy grande. Con 1.223 delegados de los 2.382 necesarios para la nominación, la ex Secretaria de Estado está cada vez más cerca de convertirse en la candidata demócrata a las presidenciales, ya que Sanders cuenta con apenas 571.Donald Trump, por su parte, ya acumula 458 de los 1.237 delegados requeridos por el Partido Republicano para la nominación. La razón por la cual el magnate hotelero podría convertirse en el virtual nominado después del próximo Supermartes, es que los estados de Ohio y Florida se rigen por el sistema "winner takes it all" (el ganador se lleva todo) con lo cual, de imponerse en ambas primarias, sumaría 165 delegados a su cuenta, lo que virtualmente lo consagraría por la enorme distancia con sus competidores. Ted Cruz apunta a que Rubio quede fuera de la contienda en su propio territorio, Florida, para posicionarse como única alternativa a Trump. La votación en los cinco estados del próximo martes no sólo es decisiva de cara a las primarias de los dos partidos más importantes de Estados Unidos sino también para las presidenciales. Tres de ellos, Ohio, Illinois y Florida, son conocidos como "swing states" (estados cambiantes), ya que a la hora de elegir Presidente, sus votantes pueden inclinarse tanto por demócratas como por republicanos. Así, el gobernador de Ohio John Kasich también se juega su última carta en la carrera hacia la Casa Blanca. De perder en su territorio, quedaría definitivamente fuera de la contienda y le allanaría el camino a sus dos competidores, quienes también tienen como objetivo común impedir la nominación de Donald Trump. Si bien las últimas encuestas dan como triunfadores al magnate y a la ex Primera Dama, ya ha habido otras sorpresas en caucus anteriores por lo cual, por ahora, ninguno de los dos puede dormirse en los laureles. Tomado de: Infobae

Ayúdanos a romper la censura,
necesitamos tu apoyo para seguir informando

DONA AQUÍ