LAS FARC INICIAN CONGRESO PARA DEFINIR BASES COMO PARTIDO POLÍTICO

La antigua guerrilla colombiana de las FARC inició el domingo un congreso nacional en el que definirá las bases para lanzar su partido político y participar en las elecciones del 2018, un reto difícil por su mala imagen y la creciente polarización en el país después del acuerdo de paz. Tras 53 años de guerra contra el Estado, la mayoría de los combatientes de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) fueron amnistiados en virtud del acuerdo firmado el año pasado con el Gobierno del presidente Juan Manuel Santos, que les abrió la puerta a la participación en política. En buses escoltados por motocicletas y vehículos de la policía, miles de excombatientes llegaron a un auditorio en el centro de Bogotá, luciendo camisas blancas en la que se leía: "Por un Gobierno de transición para la reconciliación y la paz", un acto impensable hasta hace dos años. Se espera que en la convención de seis días, las FARC divulguen su estrategia política, que incluiría coaliciones con partidos de izquierda, según los líderes del hasta hace poco grupo rebelde. "Nos transformaremos a partir de este evento en una nueva organización exclusivamente política que ejercerá su actividad por medios legales", dijo Rodrigo Londoño, más conocido como "Timochenko", en la instalación del evento, en el que advirtió que no renunciarán a sus principios revolucionarios. "Tenemos por delante grandes retos y múltiples dificultades, nada es fácil en el mundo político, mucho menos la actividad revolucionaria", afirmó. El acuerdo de paz estableció que durante dos periodos, a partir del 2018, el partido que funden las FARC tendrá 10 curules en el Congreso -cinco en el Senado y cinco en la Cámara de Representantes-, incluso si no consiguen los votos necesarios en las elecciones.