Estados Unidos celebra 242 años de independencia

El 4 de julio, día de la independencia de Estados Unidos, ocupa un lugar especial en los corazones de los ciudadanos de este país. Tradicionalmente, a nivel nacional, la gente se reúne para hacer picnics y para observar los fuegos artificiales a fin de celebrar el nacimiento de la nación en 1776 y reafirmar la vitalidad de la democracia estadounidense.

Al menos por un día, la nación se une para tomar su aliento colectivo y reflexionar sobre los ideales democráticos sobre los que se fundó.

Sin embargo, en los últimos años, la democracia se ha visto cada vez más sometida a tensión en un país políticamente polarizado, donde a menudo las voces ocupan todo el espectro político y es difícil encontrar un terreno común.

Protestas en las calles

Esos ideales democráticos se han convertido en acciones de calle en días recientes, incluyendo las protestas de inmigración que atrajeron a miles de personas de todo el país.

También se acerca la próxima batalla para reemplazar a Anthony Kennedy, magistrado de la Corte Suprema, quien anunció su retiro.

​El presidente de EE. UU., Donald Trump, tiene previsto anunciar el lunes el reemplazo de Kennedy, y los activistas de ambos partidos políticos se están preparando para una pelea de confirmación en el Senado.

"La gente se está levantando. Donald Trump no es el rey. Nadie llega a la Corte Suprema sin pasar por el Senado de Estados Unidos", dijo la senadora demócrata por Massachusetts, Elizabeth Warren, en una manifestación frente a la Corte Suprema la semana pasada.

Respaldo a Trump

Los partidarios de Trump también se han hecho escuchar recientemente, en vista de que cuentan con un presidente que prometió cambiar Washington y restaurar la grandeza de Estados Unidos.

Con gran frecuencia, Trump promociona la fuerte economía de EE. UU., y los recortes de impuestos aprobados en el Congreso, debido a las mayorías republicanas en el Senado y la Cámara de Representantes.

"Estamos recuperando nuestro orgullo. Estamos recuperando nuestros trabajos. Estamos recuperando nuestra riqueza", dijo Trump recientemente en una reunión en la Casa Blanca. "Y para los ciudadanos de esta gran tierra, estamos recuperando el hermoso sueño americano".

Las diferencias políticas se han agudizado durante la presidencia de Trump, y eso incluye la investigación en curso sobre Rusia dirigida por parte del asesor especial, Robert Mueller.

Las encuestas muestran que la mayoría de los estadounidenses apoya la investigación, pero un número cada vez mayor de republicanos, como el legislador Trey Gowdy, de Carolina del Sur, lo consideran divisivo.

"Lo que sea que tenga, termínelo, porque este país está siendo muy afectado", dijo Gowdy al vicefiscal general, Rod Rosenstein durante una audiencia en la Cámara de Representantes la semana pasada.

Ayúdanos a romper la censura,
necesitamos tu apoyo para seguir informando

DONA AQUÍ