Nueve muertos y miles de evacuados en nueva oleada de incendios en California

Al menos nueve personas han muerto en las últimas horas por las llamas en California (EE.UU.), donde se han declarado un total de tres grandes incendios, que han obligado a desalojar a más de 150.000 vecinos y donde hay un gran número de desaparecidos.

El mayor fuego de todos y el único que por el momento ha resultado mortal es el bautizado como "Camp Fire", en el norte del estado, que en poco más de 24 horas ha arrasado 28.000 hectáreas y ha engullido gran parte de la localidad de Paradise, de 26.000 habitantes y a unos 280 kilómetros de San Francisco.

"La magnitud de la destrucción que estamos viendo es desoladora. Sabemos que hay víctimas mortales", indicó en una rueda de prensa el director de la Oficina de Servicios de Emergencia de California, Mark Ghilarducci.

El intenso tráfico que se produjo durante las evacuaciones llevó a muchas personas a abandonar sus coches y huir a pie, lo que a su vez congestionó todavía más las vías de circulación y generó una situación caótica.

En paralelo al "Camp Fire", otros dos fuegos de menor tamaño arden en el sur del estado. Uno de ellos afecta la ciudad de Malibú, conocida por ser el lugar de residencia de varios famosos, y la de Thousand Oaks, donde la noche del miércoles se produjo un tiroteo en un bar en el que fallecieron trece personas, incluido el atacante.

Varios muertos y 150.000 evacuados en una nueva oleada de incendios en California
Varios muertos y 150.000 evacuados en una nueva oleada de incendios en California. EFE

El "Woolsey Fire", como se ha dado a conocer la conflagración, ha quemado por el momento 3.200 hectáreas y ha forzado que se emitan órdenes de evacuación para 75.000 residencias de los condados de Ventura y Los Ángeles. Aunque de momento no se ha corroborado ningún fallecimiento por este incendio, los medios locales apuntan que "varias" personas se encuentran atrapadas entre las llamas.

Desalojadas las poblaciones de Malibú y Calabasas

El incendio que afecta al condado californiano de Ventura, y que ha obligado a desalojar las acomodadas poblaciones de Malibú y Calabasas, donde residen varias estrellas de Hollywood, ha dejado en la calle a Lady Gaga, Kim Kardashian, Guillermo del Toro y otros famosos.

Todos ellos han colgado mensajes en las redes sociales en los que comparten su experiencia durante la evacuación, expresan su solidaridad con el resto de evacuados y muestran su temor de que el fuego arrase sus hogares y propiedades.