Miles de haitianos en funerales de muertos en protestas

Miles de haitianos participaban el miércoles en los funerales de personas que han muerto en las manifestaciones para demandar la renuncia del presidente Jovenel Möise.

Se realizaban 11 funerales de los al menos 20 muertos en seis ciudades, incluyendo Puerto Príncipe. Los dolientes atestaron una iglesia en el barrio de Delmas. Algunas mujeres gritaban, se mecían adelante y atrás, y se caían al suelo. Había neumáticos ardiendo afuera de la iglesia, donde la gente gritaba “¡Abajo Jovenel!” y “¡Jovenel tiene que irse!”.

Moïse dijo el martes que sería irresponsable renunciar y reiteró llamados a un diálogo que la oposición ha rechazado. Cinco semanas de protestas han obligado a cerrar escuelas y negocios.

El presidente haitiano Jovenel Moïse rompió el martes el silencio y dijo que sería irresponsable renunciar en medio de la agitación que vive el país, que ha entrado en su quinta semana de violentas protestas diarias que han paralizado la economía y provocado el cierre de escuelas.

Moïse dijo en una conferencia de prensa sorpresiva que fue elegido constitucionalmente y que dejaría el poder sólo a través de un proceso legal, como elecciones. Su discurso en parte fue dirigido a miles de manifestantes molestos por la corrupción, la inflación que casi llega al 20% y una disminución de provisiones básicas incluida la gasolina.