Bolivia confirmó su ingreso al Grupo de Lima

El bloque de países de la región que condena a la dictadura de Maduro

El gobierno de Jeanine Áñez, presidente interina de Bolivia, anunció este domingo su incorporación al Grupo de Lima, unión de países de la región críticos con la dictadura de Nicolás Maduro.

Bolivia contribuirá a lograr una solución pacífica, democrática y constitucional a la crisis en Venezuela, que debe ser guiada por el pueblo venezolano”, afirmó el Ministerio de Exteriores en un comunicado.

El Grupo de Lima está integrado por Argentina, Brasil, Canadá, Chile, Colombia, Costa Rica, Guatemala, Guyana, Honduras, Panamá, Paraguay y Perú. La mayoría de ellos reconocen como presidente “legítimo e interino” de Venezuela al jefe de la Asamblea Nacional, Juan Guaidó, y exigen la celebración de elecciones “libres y democráticas” para buscar una alternativa a Maduro.

En los últimos años, bajo el gobierno de Evo Morales, Bolivia había evitado unirse a expresiones críticas con el régimen de Nicolás Maduro, entonces aliado de La Paz.

 

Por su parte, el gobierno peruano confirmó la incorporación. “En su calidad de coordinador del Grupo de Lima y en nombre de los Estados que lo integran, el Ministro de Relaciones Exteriores del Perú expresó, en una comunicación dirigida a la Canciller boliviana, la satisfacción de incorporar a Bolivia en los trabajos del Grupo, que tiene el objetivo de contribuir a lograr una solución pacífica, democrática y constitucional a la crisis en Venezuela, conducida por los propios venezolanos, a través de elecciones presidenciales libres, justas y transparentes; así como a apoyar la urgente atención de la situación humanitaria”, dijo la Cancillería en un comunicado.

En tanto, Julio Borges, representante diplomático de Juan Guaidó, agradeció la decisión de Bolivia, destacando que “va a fortalecer la agenda de presión que sostiene la región contra Nicolás Maduro”. También, dijo que espera pronto visitar el país altiplánico. "Vamos a fortalecer las relaciones entre los dos gobiernos y a acordar mecanismos de presión contra el régimen de Maduro”.

En el caso de Argentina, si bien el nuevo gobierno de Alberto Fernández sí reconoce la autoridad de Maduro, aclaró que permanecerá en la organización. “Nosotros no estamos contentos, de ninguna manera, con la situación de Venezuela y con el Gobierno de Maduro, tampoco con la actitud que tiene la oposición en muchos casos”, dijo el canciller Felipe Solá, pocos días después de iniciado el mandato, en una entrevista con la radio Metro. Durante la campaña, Fernández había puesto en entredicho la permanencia en la alianza y había aplaudido la postura de no intervención de países como Uruguay y México, que apoyan el diálogo para lograr una salida para el país caribeño.

 

Ayúdanos a romper la censura,
necesitamos tu apoyo para seguir informando

DONA AQUÍ