Este es el retrato hablado de la mujer que sustrajo de su escuela a Fátima

Por medio de la cuenta de Twitter la Fiscalía General de Justicia de la Ciiudad de México detalló que la implicada es de tez morena clara, tiene entre 42 y 45 años de edad, y una estatura de 1.55 a 1.60 aproximadamente

La Fiscalía de la Ciudad de México difundió la mañana de este martes el retrato hablado de la mujer que sustrajo a Fátima Antón de su escuela, la niña de siete años víctima de femicidio infantil.

Por medio de la cuenta de Twitter, la fiscalía detalló que la implicada tiene entre 42 y 45 años de edad y tiene una estatura de 1.55 a 1.60, aproximadamente.

Tiene complexión mediana, tez morena clara, cabello largo lacio, cara redonda, ojos pequeños, nariz recta, boca mediana y mentón oval

Los videos de seguridad que la Fiscalía capitalina difundió muestran que quien se llevó a la menor fue una mujer adulta. Debido a esto, la prioridad en la investigación es obtener la mayor cantidad de datos sobre ella, aunque no descartan hacer una investigación en el entorno familiar, dijo la subprocuradora de Atención a Víctimas del Delito, Nelly Montealegre

El seguimiento realizado por medio de las cámaras de la zona revelaron que la mujer y Fátima abordaron un vehículo blanco, cuyo dueño ya fue contactado por las autoridades para dar con el domicilio a donde presuntamente llevaron a la menor.

La orden de cateo para dicho domicilio fue expedida el pasado 17 de febrero y elementos de la Policía de Investigación acudieron al lugar para recabar los indicios y pruebas genéticas necesarias para investigar. Entre las cinco personas que han rendido declaración ante la agencia del Ministerio Público se encuentran algunos habitantes del lugar

La Fiscalía de la Ciudad de México ofreció este lunes una recompensa de 2 millones de pesos (unos 107.700 dólares) para encontrar al asesino y las personas implicadas en la sustracción de la menor que apareció muerta en un basurero al suroriente de la capital

Al informar que aún se investiga como feminicidio, el vocero de la Fiscalía capitalina, Ulises Lara, confirmó la identidad de la menor de edad tras un examen genético del cadáver, que apareció en la alcaldía Tláhuac.

Explicó también que un video muestra a la menor salir de la escuela con una mujer todavía no identificada.

Hasta ahora, agregó Lara, no hay ningún detenido ni sospechoso principal del crimen, que también se investiga como secuestro, aunque hasta ahora han declarado cinco personas, tres de las que viven en una vivienda, que ya registraron, cercana a la escuela a donde presuntamente la mujer llevó a la menor de edad

Investigaciones de autoridades de la Ciudad de México señalan que Fátima, de 7 años de edad, subió a un vehículo blanco el pasado martes 11 de cebero en la alcaldía Xochimilco.

Desde la madrugada del 17 de febrero, cuando se dio a conocer que los restos de una menor encontrados en Tulyehualco adentro de una bolsa eran de Fátima, una niña de siete años que fue sustraída a las afueras de la escuela Enrique C. Rébsamen, la indignación social no se ha detenido.

Fátima era pequeña, una niña con alegría e ilusiones futuras, pero le arrebataron la vida y la dejaron en medio de la alcaldía Tláhuac. La investigación que comenzó con el objetivo de encontrarla se convirtió en la búsqueda de un feminicida, en una exigencia de justicia para la menor

El Caso Fátima, como ha comenzado a nombrarse, tiene dos líneas de investigación, de acuerdo con la titular de la Fiscalía General de Justicia de la Ciudad de México, Ernestina Godoy Ramos, quien informó que el caso se aborda por dos frentes.

El primero es por feminicidio, debido a las condiciones en las que encontraron el cuerpo de la menor y el segundo por negligencia de servidores públicos que serán sancionados de acuerdo al nivel de responsabilidad que hayan tenido en la obstaculización de la búsqueda de la menor, esto porque, en palabras de Godoy Ramos:

Estamos revisando paso a paso, no vamos a caer en la autocomplacencia, el resultado es que una niña perdió la vida, vamos a revisar las actuaciones y decisiones que tomaron quien estuvieron involucrados

Aseguró que se estaban revisando si se activaron los protocolos necesarios y suficientes para evitar la tragedia. La titular informó que quienes resulten responsables serán acreedores de una sanción que estará determinada por los resultados que arroje la investigación 

María Magdalena Antón, madre de Fátima, exigió justicia este lunes afuera del Instituto de Ciencias Forences de la CDMX a donde acudió a reconocer el cuerpo de su hija, y se negó a hablar con la jefa de Gobierno, Claudia Sheinbaum.

“Se tiene que hacer justicia, por la mía y por todas las demás mujeres que les ha quitado y arrebatado la vida, no nada más por la mía, por todas las demás. No necesito raparme pelona y ponerme pintadas las uñas de color vino cereza, como él se las pintó a mi inocente criatura, ¡eh!, como se las ha pintado a muchas mujeres más, y si ustedes van a apoyar (medios de comunicación), espero que él reciba su merecido, ¿ok?, que pague por lo que hizo”, dijo la madre de Fátima a las afueras del INCIFO.

Luego de estas declaraciones a la prensa María Magdalena, madre de Fátima; la jefa de Gobierno le solicitó unos minutos para hablar con ella, a lo que María Magdalena se negó y le dijo que “necesitaba respirar” y que por el momento se sentía incómoda.

Sheinbaum acudió fue al INCIFO para encontrarse con la mamá de Fátima

“¿Platicamos un ratito?”, le preguntó Sheinbaum a la madre, pero ella se negó y caminó unos metros en compañía de una familiar a la que abrazó, se tapó la cara y comenzó nuevamente a llorar.

Por su parte la jefa de Gobierno en una breve declaración a los medios, dijo: “Estamos con las víctimas y va haber justicia”.

María Magdalena en su testimonio acusa directamente a un hombre de haber asesinado a su hija, así como ya lo había hecho con su hermana.

La madre de Fátima triste y furiosa recalcó que no tenía nada que hablar con la jefa de Gobierno, porque "hoy fue " su hija" , pero mañana puede ser la hija de alguien más

“No tengo nada que hablar con ella, no tengo nada que hablar con ella”, recalcó y continúo: “Hoy fue mi hija, mañana, de cada uno de ustedes que se carcajean y se burlen, puede ser una de sus hijas de ustedes porque este hombre no se va a tocar el corazón eh, si entienden. Y ahorita podrán burlarse de mí, pero el dia de mañana puede ser una de sus hijas, entonces se tiene que hacer justicia”.

“Fátima tiene que ser un nombre que recuerde que vivim0os en un país de desaparecidos, de desigualdad, de gente que no le importa que sea una más, pensaron que no la íbamos a reclamar, que nadie iba a hablar por ella y no es así, Fátima era muy amada”.

Lo anterior lo declaró Sonia López , tía de la niña de siete años, víctima de feminicidio y cuyo cuerpo fue encontrado el pasado sábado al sur de la Ciudad de México

De acuerdo a las declaraciones de su tía hechas a medios de comunicación, Fátima vivía en condiciones muy vulnerables. Denunció que ya se había reclamado por tales condiciones que incluían una enfermedad de la madre que no se siguió, quien dijo, también es una víctima.

“Había un proceso detrás, un proceso de salud mental que no se siguió, que no se reclamó, no sólo por parte de la familia, sino por vecinos, se pidió que se le diera la atención, se pidió que se cuidara de la madre porque también es una víctima”, dijo llorando la tía de la niña.

Fátima vivía en un cuarto junto con su madre y tres hermanos. Ella prefería pasar el tiempo con su mamá y la acompañaba a vender dulces en la calle, que quedarse sola en ese modesto cuarto de ventanas rotas

“Fátima estuvo en una situación muy vulnerable de la que alguien se aprovechó, alguien vio que no había los cuidados pertinentes para Fátima y pensó que no íbamos a reclamar su nombre, pensó que iba a pasar como una desconocida, que iba a ser una más de tantas miles que están desaparecidas en este país, y no es así”, reclamó su tía llena de dolor.

Adentro solo se ve una vieja televisión y trastes sucios en una mesa. En el patio se quedaron los juguetes de sus hermanos.

Ella ayudaba a su mamá, María Magdalena, a conseguir dinero que ocupaban para sostener a sus hermanos. El esposo de su madre, de 73 , según ella misma declaró, también está imposibilitado de salud

Darío, tío de Fátima, narró que policías ministeriales les enseñaron fotos de una mujer con la cual salió de la mano de la primaria en la que estudiaba.

Desde ese momento, sus familiares dejaron de saber de su paradero y no identificaron a la mujer. A la familia de la menor de siete años le parece extraño que se haya ido con una extraña, pues no acostumbraba a entablar plática con desconocidos.

Ayúdanos a romper la censura,
necesitamos tu apoyo para seguir informando

DONA AQUÍ