Noticias NicaraguaMigraciónDos migrantes nicaragüenses mueren ahogadas en el Río Bravo

Dos migrantes nicaragüenses mueren ahogadas en el Río Bravo

Dos mujeres migrantes nicaragüenses murieron ahogadas cuando intentaron cruzar el Río Bravo en busca del “sueño americano”. Se trata de Catalina del Socorro Luna Orozco, de 40 años, originaria de Boaco, y Keythell Nazareth Borges Castellón de 20 años, originaria de Jalapa. Esta semana las autoridades mexicanas recuperaron cuatro cuerpos de pinoleros ahogados en el Río Bravo o Río Grande. 

El pasado 13 de mayo, familiares de Catalina Luna reportaron su desaparición luego que la mujer ingresó al río junto a siete migrantes.

LEER MÁS: Rescatan a nicaragüenses en río Bravo, incluido niño de 3 años reportado desaparecido esta semana

En un primer momento se reportaron cuatro desaparecidos y tres sobrevivientes, luego se conoció que las autoridades estadounidenses, aseguraron a tres personas, pero una mujer que pertenecía al grupo de cuatro desaparecidos fue localizada ahogada, se trataba de Catalina Luna.

El cuerpo fue localizado en aguas del río Bravo a la altura del ejido Santo Domingo. 

Este jueves se reportó el hallazgo de otro cuerpo identificado como Keythell Nazareth Borges Castellón de 20 años, originaria de Jalapa.

El deceso de la joven fue confirmado por la Organización Texas Nicaraguan Community.

También el padre de la joven, Luis Borge, escribió “Dios te reciba hija en su santo reino” con una foto acompañado de su hija. 

En total, esta semana las autoridades mexicanas recuperaron cuatro cuerpos del Río Bravo o Río Grande, a la tragedia se sumaron Kevin Blas de 25 años, originario de Managua, e Irma Yaritza Huete Iglesia, originaria del municipio de Quilalí, en Nueva Segovia.

Kevin Keneth Blass Cardoza tenía 26 años y antes de tomar la decisión de hacer la travesía ilegal se ganaba la vida vendiendo ropa, zapatos y gorra en un tramo del mercado Iván Montenegro, reportó Despacho 505

LEER MÁS: Drama de nicaragüenses buscando un mejor futuro en EEUU bajo mucho riesgo

El joven dejó un hijo de dos años y su esposa se había ido al mismo destino en diciembre del año pasado. 

“Él había pedido tiempo para ver si las cosas mejoraban en el comercio, pero dijo a finales de marzo el tramo solo estaba dejando pérdidas”, relatan familiares. 

Irma Yaritza Huete Iglesias de 25 años decidió migrar a Estados Unidos desde Ocotal, Nueva Segovia, el pasado 10 de mayo. Realizó el viaje junto a su hija de casi cuatro años, su propósito era ahorrar dinero para comprar un terreno y construir su casa. No lo logró.

La noche del martes las corrientes del río Bravo, en la frontera entre México y Estados Unidos, frustraron su deseo de alcanzar suelo estadounidense. Se ahogó y al día de hoy el cuerpo de su hija permanece desaparecido. 

Irma, se vio obligada a huir de Nicaragua por la falta de empleo, dijo Luis Adolfo Huete Herrera, un pastor evangélico de una pequeña iglesia rural en Jalapa a Despacho 505.

Se dedicaba a trabajar como asistente del hogar cuando conseguía algún trabajo, pero desde hacía tiempo no lograba encontrar quien la empleara. 

SEGUIR LEYENDO: Fallece una nicaragüense en Estados Unidos, familia pide ayuda para su repatriación

Su esposo ya estaba en Estados Unidos y le mandaba algo de dinero. Fue por eso que logró ahorrar aproximadamente 6,000 dólares con los que emprendió el viaje con su hija y su hermano Nolvin Rodolfo Huete, de 22 años.

Muere por un infarto

Beyonce Nicole Ávila Estrada de 18 años fue declarada muerta la noche del sábado en un hospital de México. 

Ávila Estrada vivía cerca del mercadito de Ciudad Sandino y apenas se había bachillerado el año pasado en el colegio Bautista Betania. Al no verle mucho futuro a una carrera universitaria en el país, emprendió el viaje con familiares tras el sueño americano.

Según los médicos la joven tuvo una caída en sus indicadores de azúcar y que esto le provocó un infarto fulminante. 

Ayúdanos a romper la censura,
necesitamos tu apoyo para seguir informando

DONA AQUÍ