Noticias NicaraguaMigraciónSofía Caballero cumple 130 días desaparecida en el río Bravo

Sofía Caballero cumple 130 días desaparecida en el río Bravo

El caso de la menor nicaragüense puso rostro a la desaparición de niñez latinoamericana en tránsito
niña sofia abigail caballero nicaragüense
Niña nicaragüense Sofía Abigail Caballero Huete.
Cortesía

La niña nicaragüense Sofía Abigail Caballero Huete junto a su madre y su tío recorrió tres mil kilómetros para desaparecer en Coahuila. Su caso sigue siendo ignorado por las autoridades mexicanas, asegura una organización de derechos humanos de ese país. 

“Estamos frente a un fenómeno donde las autoridades migratorias tienen sus propios vínculos con las redes de tráfico de personas”, señaló Fabienne Cabaret, abogada de la Fundación para la Justicia al medio La Octava.

Aunque México tiene leyes, protocolos y cuerpos de seguridad que velan en las fronteras, Cabaret lamentó que estos no se aplicaran en el caso de Sofía porque responden a otros intereses y aumentaron con el flujo migratorio. 

“La verdad es que se siguen dando estas situaciones sin que haya ningún tipo de reacción real positiva por parte de las autoridades”.

LEER MÁS: Niña de 4 años continúa desaparecida, su madre migrante nicaragüense se ahogó en Río Bravo

En el caso concreto de Sofía la activista denunció que hay otros casos similares en Coahuila que tampoco han sido atendidos. “(Los menores) fueron cruzados con familiares u otros migrantes en las mismas condiciones y no llegaron ni de un lado ni del otro”, puntualizó.

“Las autoridades mexicanas identificaron el cuerpo de Irma porque llevaba documentación de ella, pero también (documentos) de Sofía. A pesar de esto no hubo ningún cuestionamiento, ni acción de verificación ni de búsqueda y simplemente se verificó el cuerpo de Irma y posteriormente fue repatriado a Nicaragua”, declaró Fabienne Cabaret.

El día de la desaparición

El 17 de mayo de este año, a eso de las diez de la noche, Irma Yaritza Huete Iglesias, madre de la niña se comunicó con su familia para avisarles que sería cruzada a Texas por la zona fronteriza de Piedras Negras, Coahuila.

Al día siguiente, el cuerpo sin vida de Irma fue recuperado río abajo, sin embargo, de su hija Sofía no se supo más. Madre e hija eran originarias de Nueva Segovia habían dejado el país el 10 de mayo con la ilusión de reunirse con el padre y esposo de la pequeña. No lo lograron.

Ayúdanos a romper la censura,
necesitamos tu apoyo para seguir informando

DONA AQUÍ