Noticias NicaraguaMigraciónOtro nicaragüense muere en busca del “sueño americano”, se ahogó en el Río Bravo

Otro nicaragüense muere en busca del “sueño americano”, se ahogó en el Río Bravo

Elvin Enoc Gudiel, quien era originario de la comunidad El Tule, en el municipio de San Lorenzo, en el departamento de Boaco, supuestamente fue arrastrado por una fuerte corriente del río
elvin enoc gudiel
Elvin Enoc Gudiel, murió en busca del “sueño americano”.
Cortesía

El nicaragüense Elvin Enoc Gudiel, murió en busca del “sueño americano”. En redes sociales, amigos y familiares reportaron que el joven de unos 22 años de edad se ahogó en el Río Bravo la mañana del miércoles.

Elvin Enoc Gudiel, quien era originario de la comunidad El Tule, en el municipio de San Lorenzo, en el departamento de Boaco, supuestamente fue arrastrado por una fuerte corriente del río, cobrando la vida del migrante nicaragüense.

100% NOTICIAS conoció que el infortunado salió de Nicaragua hace una semana para dirigirse a Estados Unidos, con la finalidad de encontrar un empleo que le permitiera enviar dinero a su familia.

Repatrían cuerpo de nica asesinado

Esta semana, llegó a Nicaragua el cuerpo de Carlos Marconi Antón Catín, de 37 años, quien hace un mes fue asesinado en México por sujetos desconocidos.

Lea: Llegan a Nicaragua los 152 migrantes que estuvieron secuestrados en México

Los restos de Carlos Antón Catín se encontraban en una morgue, en El Chahuite, en Oaxaca de Juárez, México.

El nicaragüense fue incinerado después que un grupo de sujetos, aún de identidad desconocida lo asesinaron y posteriormente le prendieron fuego en casi todo su cuerpo.

Tras conocer la tragedia, sus familiares realizaron una serie de actividades y colectas para recaudar el dinero y lograr repatriar el cadáver.

Los hechos ocurrieron el pasado 5 de noviembre cuando el pinolero salió a vender pan y café, con el fin de recolectar dinero y poder continuar su viaje a Estados Unidos.

La organización Texas Nicaraguan Community (TNC) dijo que los delincuentes robaron los documentos de identidad del joven, y luego propinaron un disparo en su rostro, hasta llevar su cuerpo a un basurero y quemarlo.

Carlos Antón Catín dejó en la orfandad a dos niños, a quienes le había prometido una mejor calidad de vida una vez que conquistara “el sueño americano”.

Lea más: Queman vivo a migrante nicaragüense en Oaxaca México

“Él salió con un sueño y ahora vendrá con sus ojos cerrados. Ojalá que ninguna madre pase este trago amargo porque es un dolor incomparable”, dijo a periodistas doña Mercedes Catín, madre de Carlos.

Ayúdanos a romper la censura,
necesitamos tu apoyo para seguir informando

DONA AQUÍ