Despacho 505: El costo de morirse en Nicaragua en tiempos de Covid-19

El Covid-19 provocará doble afectación en las familias vulnerables en Nicaragua: la pérdida física del ser querido y de ingresos por los costos funerarios, lo que genera mayor pobreza y exclusión social.

La muerte es algo de lo que a nadie le gusta hablar. Menos en este tiempo donde la salud se encuentra amenazada por la pandemia del Covid-19, y los pobladores solo buscan salvarse, por ello, la mayoría han extremado medidas de prevención.

Aunque es doloroso solo imaginarlo, la realidad es que debido al deficiente sistema de salud con el que cuenta Nicaragua, y la poca información que brindan las autoridades con respecto al tema, las muertes por Covid en Nicaragua podrían ir en aumento.

A pesar que el Ministerio de Salud (Minsa) reportaba hasta el martes 12 de mayo solo ocho muertes por esta causa, pobladores han denunciado a través de distintos medios el fallecimiento de sus seres queridos, por coronavirus. Las víctimas además, deben de ser enterrados de manera inmediata.

El régimen Ortega Murillo ha querido maquillar las cifras de muertes y contagios en el país, con sus acciones solo demuestran que se están preparando para lo peor, así lo manifestó el economista Luis Murillo.

ATAÚD CUESTA UN SALARIO MÍNIMO

Por medio de la Alcaldía de Managua (Alma) el gobierno ha buscado adquirir una buena cantidad de ataúdes, la inversión es mayor a los 12 millones de córdobas, cifras, que no se habían visto en años anteriores.

“La municipalidad de Managua destinó varios millones de córdobas, porque ellos están conscientes de la grave situación del coronavirus, antes había un fondo que era utilizado para ayuda social, para quien no tenía las posibilidades de comprar un ataúd y despedir a sus deudos, ahora ellos con esta medida, buscan darle una salida a la grave problemática que hay en el país”, explica el experto.

“No sé sabe con claridad de dónde salió ese presupuesto, pero sí tuvo que ser consensuado con el sistema de Presupuesto Municipal y el Consejo Municipal, donde se valoró hacia dónde o cómo iba a ser destinado ese dinero”, afirma Murillo.

COSTOS FÚNEBRES ELEVADOS

Según Rodrigo Sandoval, gerente de ventas de la funeraria El Cielo, el costo de un servicio funerario completo puede costar entre 50 mil y 70 mil córdobas, dependiendo de los servicios prestados.

“También se brinda servicios individuales como la vela, cuyo costo puede costar 6 mil córdobas, el entierro que incluye preparación, traslado a misa y entierro su costo es de 10 mil y 15 mil córdobas”, cuenta Sandoval.

Solo el alquiler del carro fúnebre va desde los 100 a 200 dólares, eso depende si el cuerpo será llevado a misa o solo al cementerio.

ATAÚDES DEL COVID MÁS CAROS

Tratándose de un muerto por Covid, Sandoval explica que los ataúdes que se deben ocupar son sellados y dependen de la calidad, cuyos precios van desde los 6 mil, hasta los 9 mil córdobas.

“Esas son para entierros inmediato, los talleres se están preparando y acelerando la producción de las cajas, principalmente las económicas que son las que podrían resultarle a una familia con pocos recursos”, menciona.

Agrega, que en el caso de su funeraria, “hemos mantenido nuestro stand de productos, pero ya nos estamos alistando con otros. Estamos recepcionando pedidos de ataúdes económicos. Hasta el momento no se nos ha elevado las ventas, pero si estamos valorando comprar bastantes y tenerlas en bodega”, subraya.

Denis Alfonso Reyes Arróliga, gerente de mercadeo y ventas de funeraria Monte de Los Olivos, relata que ellos sí se han venido preparando para enfrentar los estragos de la pandemia.

“Tenemos un protocolos de seguridad, este involucra a los clientes y colaboradores. Atendemos todas las recomendaciones del Minsa y acatamos otros protocolos internacionales”, dice.

Reyes Arróliga aseguró que están listos para atender cualquier situación que sea necesaria para la inhumación o cremación de restos humanos.

Ayúdanos a romper la censura,
necesitamos tu apoyo para seguir informando

DONA AQUÍ