EEUU en ONU: debe cesar represión a medios de comunicación, preocupa falta de reforma electoral en Nicaragua

El gobierno de Estados Unidos se pronunció ante el Consejo de Derechos Humanos de Naciones Unidas, sobre la "represión a medios de comunicación" detención de opositores y la falta de una reforma electoral en el país de cara a los comicios de este 7 de noviembre. Esta semana Daniel Ortega selló las confiscaciones de facto al Canal 100% Noticias y Confidencial y ONGs, con inauguraciones del Minsa en los edificios robados.

"Debe cesar la detención continua de manifestantes pacíficos y la represión contra la oposición pacífica y los medios de comunicación, incluido el reciente cierre forzado de la sección de Nicaragua de PEN International. Las condiciones que amenazan la vida, la tortura y la violencia sexual durante la detención son inaceptables" dice la declaración de Sean Mariano García representante de Estados Unidos ante el Consejo de Derechos Humanos de ONU.

Recuerde Leer: Alta Comisionada recomienda a Daniel Ortega entablar diálogo con oposición y liberar a presos políticos

La Administración Biden ante Naciones Unidas también compartió su preocupación de que el régimen continúe "protegiendo a los funcionarios, las fuerzas de seguridad y los grupos armados implicados en abusos de los derechos humanos" y aún no han ninguna investigación y enjuiciamiento por los crímenes cometidos. 

                                                            

Preocupa falta de reforma electoral

El Gobierno de Joe Biden expresó nuevamente ante el Consejo de Derechos Humanos de Naciones Unidas, su preocupación por la falta de reformas electorales, y advierten que esta situación "aleja" al país a que tenga unas elecciones justas, transparentes y observadas.

LEER MÁS: Nyaletsossi afirma que situación de DD.HH. en Nicaragua preocupa en la ONU

"Nos preocupa la falta de una reforma electoral significativa antes de las elecciones de noviembre. Las leyes que prohíben efectivamente la participación de los partidos y candidatos de la oposición, cierran las organizaciones de la sociedad civil y tratan la disidencia como un crimen de odio o terrorismo llevan a Nicaragua más lejos de las elecciones libres y justas. Alentamos a Nicaragua a volver a comprometerse con la OEA y el ACNUDH para abordar las preocupaciones existentes sobre derechos humanos y establecer las condiciones necesarias para unas elecciones libres y justas en noviembre" expresó Estados Unidos en su informe.

El representante de Estados Unidos, terminó su declaración preguntando "Me gustaría preguntar, ¿qué pasos está tomando para reabrir el diálogo con el gobierno de Nicaragua?"

SEGUIR LEYENDO: Amnistía Internacional denuncia "el silencio a cualquier costo" tácticas de represión en Nicaragua

El régimen de Daniel Ortega cerró todo espacio para que organizaciones como la CIDH y la Oficina de derechos humanos de naciones unidas, regresen al país para constatar más violaciones a los derechos humanos. No hay ningún tipo de avances del régimen y mas bien hay más retrocesos han reiterado en sus informes la Alta Comisionada de Derechos Humanos, Michelle Bachelet.

Ayúdanos a romper la censura,
necesitamos tu apoyo para seguir informando

DONA AQUÍ