Estrenan cadena perpetua contra asesinos de Lala

La juez Rosa Velia Baca Cardoza, titular del Juzgado Primero Distrito Penal de Juicio de Chinandega estrenó la cadena perpetua contra los acusados Bernardo Arístides Pastrana Ochoa y Jorge Luis Mondragón Acosta, señalados por el asesinato contra Kendra Contreras, conocida como Lala, una joven trans a la amarraron y arrastraron con unos caballos. Esta sería la primera sentencia desde que entró en vigencia la Ley 1058, el pasado 19 de enero.

Los condenados Pastrana Ochoa y Mondragón Acosta, admitieron los hechos el pasado 18 de mayo. En el debate de pena la Fiscalía solicitó la prisión de por vida.

LEER MÁS: El asesinato de "Lala" es un crimen de odio hacia la joven transgénero amarrada y arrastrada por un caballo

El periodista Lésber Quintero informó que, por tratarse de una cadena perpetua revisable, la judicial abrió la posibilidad de obtener una libertad condicional una vez que hayan cumplido los 30 años de efectiva prisión, pero deberán demostrar buena conducta en el Sistema Penitenciario y contar con un “pronóstico individualizado y favorable de reinserción social”, señala la sentencia condenatoria.

Ambos acusados estaban siendo procesados por el delito de asesinato agravado y deberán cumplir condena en el sistema penitenciario de Chinandega.

Hechos

El Ministerio Público señala en la acusación por asesinato agravado, que Lala murió después que Bernardo Pastrana y Jorge Mondragón,  la arrastraron atada a un caballo a lo largo de 400 metros y la lapidaron sobre el camino rural de la comarca La Ceiba.

En la descripción de los hechos, la fiscalía narra que Lala, identificado en el proceso penal como Josué Manuel Contreras, se encontraba a las dos de la madrugada ingiriendo licor en la terminal de buses de El Guasaule en la comunidad La Ceiba, del municipio de Somotillo, en compañía de los hombres que minutos después se convertirían en sus asesinos.

SEGUIR LEYENDO: Fiscalía acusa a dos personas por crimen atroz de "Lala", joven transgénero a quien torturaron para matarlo

Según la acusación, los tres se retiraron del lugar en un caballo, pero a cien metros de la terminal, los acusados empezaron a discutir con la víctima y con el ánimo de privarle la vida Mondragón utilizó un mecate que estaba amarrado a la albarda del caballo para lazar del cuello a Lala. Posteriormente se subió al caballo y lo hizo galopar para arrastrar a la víctima por un trayecto de cien metros, y detrás corría Pastrana sin detener la barbarie.

Tras detener la marcha del caballo, Mondragón aprovechó que la víctima quedó tirada en el suelo, golpeada y amarrada del cuello, para lanzarle puntapiés y dejarle caer piedras sobre su cabeza y el rostro. 

LEER MÁS: Parricida enfrentará dos juicio en ambos las víctimas son sus hijas

Luego, el acusado Pastrana le quitó el mecate del cuello y lo sujetó del pie derecho, para después subir al caballo y arrastrarlo nuevamente otros 300 metros, los dos acusados procedieron a ocultar el cuerpo de la víctima, quien falleció por hemorragia intracraneal masiva, fractura occipital, trauma craneoencefálico y politraumatismo

Ayúdanos a romper la censura,
necesitamos tu apoyo para seguir informando

DONA AQUÍ