Noticias NicaraguaNacionalesPobladores de Sierras Doradas denuncian a empresa Sasa por falta de agua potable

Pobladores de Sierras Doradas denuncian a empresa Sasa por falta de agua potable

Los afectados relataron que desde hace más de 20 días, el pozo dejó de funcionar, dejando sin agua al residencial.
Cortesía

Pobladores del residencial Sierras Doradas, ubicado en el kilómetro 16.8 carretera Managua-Masaya, denunciaron a 100% NOTICIAS a Sasa, una empresa que trabaja para la constructora y que se encarga de proveer agua en los residenciales donde no hay acceso al agua potable.

Los afectados relataron que desde hace más de 20 días, el pozo dejó de funcionar, dejando sin agua al residencial, por lo que han buscado respuestas de parte de Ricardo Meléndez, representante legal de la empresa Sasa, quien no ha dado la cara y ha bloqueado a las personas que han hecho sus reclamos en redes sociales.

Lea: EEUU: "Preocupa Nicaragua porque Ortega trabaja con turbas para atacar a lideres religiosos"

“Nunca hemos tenido agua potable por parte de Enacal, aquí teníamos un pozo propio del residencial. Construyeron dos etapas más dentro del residencial y el pozo parece que no da a abasto, parece que se dañó”, explicó a 100% NOTICIAS una de las pobladoras afectadas.

Los habitantes de Sierras Doradas, también denunciaron que la inoperancia del pozo les ha causado problemas económicos, debido a que a diario tienen que comprar aguas a las pipas que llegan a ofrecer este servicio.

“Cada barril de agua nos cuesta 50 córdobas. Esa agua solo sirve para lavar. El agua para tomar la tenemos que comprar, Ricardo Meléndez no nos da la cara. Hay varias denuncias de otros residenciales que también tienen este problema y que el mismo señor, que es el encargado de los pozos de agua, tampoco les da la cara”, denunció otra de las afectadas.

Lea más: Boric dice que excluir a Venezuela, Nicaragua y Cuba de cumbre es un "error"

Los denunciantes califican la falta de respuesta de parte de Ricardo Meléndez y de la empresa Sasa como “trato inhumano” debido a que en la zona residencial habitan adultos mayores con problemas crónicos y el agua es de vital importancia para la toma de medicamentos.

Autorizan crear otro pozo

Ante las demandas de los pobladores de Sierras Doradas, perteneciente a la jurisdicción del municipio de Ticuantepe, solicitando una solución al problema de agua potable, al Autoridad Nacional del Agua (ANA), autorizó la perforación de un segundo pozo para abastecerse de agua potable, pero la empresa Sasa, guarda silencio sobre la obra.

“No nos dicen si la empresa Sasa va a abrir el segundo pozo. Estuvieron haciendo las cotizaciones, pero lo que la empresa hizo fue declararse en quiebra, porque el pozo salía a 25 mil dólares. Aquí todos pagamos los recibos”, dijo un poblador, quien afirmó que cumplirá 13 años viviendo en el residencial y que los problemas de agua “potable siempre han existido.

“Ahora que este problema de agua potable está más serio, tenemos que recoger agua lluvia porque no tenemos dinero para comprar el agua diario”, expresó otro de los pobladores que salió al paso de este equipo periodístico.

¿Protegido por la dictadura?

Los pobladores del residencial han llegado a cuestionar sobre el porqué las autoridades estatales no han procedido a hacer cumplir a Ricardo con las orientaciones de ANA y la petición de los pobladores, quienes han denunciado en varias instancias el actuar del hombre, que hasta imparte cursos de motivación a emprendedores en hoteles lujosos de Managua.

Con el objetivo de hacer escuchar su voz, los pobladores de Sierras Doradas recolectaron dinero para la elaboración de 11 mantas, demandando a la empresa Lacayo Fiallos y a Sasa, el restablecimiento del servicio de agua, pero en vez de tener respuestas positivas, la sancionada Policía del dictador Daniel Ortega, quien usurpa la presidencia de Nicaragua, retiró las pancartas que habían sido colocadas en varios puntos de Managua.

“¿Por qué lo protege la Policía?, nosotros solo exigimos nuestro derecho a vivir con el servicio de agua en nuestros hogares”, denunció otro de los afectados.

Lea también: Doña Coquito y doña Flor, entre el silencio y el exilio

“La semana pasada, la Policía le quitó las mantas a dos muchachas que estaban frente a Sinsa, en carretera a Masaya, exigiendo el derecho al servicio. A pesar de que este tema no es político, la Policía las quitó con lujo de violencia. ¿Por qué la justicia no actúa contra Sasa y el señor Meléndez?”, cuestionó otro de los pobladores.

100% NOTICIAS intentó conocer la versión del ingeniero Ricardo Meléndez, pero no respondió a nuestro llamado y su personal, en vez de darnos respuestas, cortó las llamadas telefónicas.

Ayúdanos a romper la censura,
necesitamos tu apoyo para seguir informando

DONA AQUÍ