Noticias NicaraguaNacionalesObispos peruanos muestran su solidaridad con los católicos nicaragüenses

Obispos peruanos muestran su solidaridad con los católicos nicaragüenses

La detención de Álvarez es el más reciente roce en una historia de ataques contra la Iglesia católica nicaragüense de parte del régimen de Daniel Ortega y Rosario Murillo
solidaridad monseñor rolando alvarez matagalpa
Conferencia Episcopal de Perú.
Cortesía

La Conferencia Episcopal de Perú (CEP) transmitió este viernes su apoyo y solidaridad a los católicos de Nicaragua y a su Iglesia tras el asalto policial de una sede episcopal y el arresto de un obispo del país centroamericano.

"En esta hora de testimonio martirial que vive el hermano pueblo de Nicaragua en fidelidad a los valores del Evangelio y en defensa de la dignidad de la persona humana, los obispos del Perú expresan su solidaridad y cercanía al Episcopado y a todos los fieles católicos de ese hermano país", reza un comunicado de la CEP.

En dicho mensaje, también acompañan a quienes, "de modo particular, con su oración (...) han sido privados de su libertad".

Recuerde Leer: Obispos católicos de EEUU se solidarizan con la Iglesia en Nicaragua

Afirmó que la violencia nunca ha construido, "solamente ha sembrado las semillas de la pobreza y del odio", y que cuando esta es injustificada, "rompe la armonía, el respeto y la paz" que necesitan los pueblos para alcanzar el desarrollo integral y la amistad social.

"Hemos visto con tristeza, por los medios de comunicación, la agresión y destrucción de imágenes y símbolos religiosos católicos, golpeando con ello no solamente la sensibilidad religiosa de un pueblo creyente sino también ofendiendo las raíces cristianas que constituyen la idiosincrasia de esa nación", indicó la Conferencia Episcopal peruana.

Añadió que, en medio del dolor y del perdón, se puede elevar "un clamor de justicia y de respeto" que permita poder expresar a los católicos nicaragüenses sus propias convicciones con la libertad de quienes viven en una verdadera democracia.

La Policía de Nicaragua ingresó este viernes a la fuerza al Palacio Episcopal de la Diócesis de Matagalpa -en el norte del país- y arrestó al obispo Rolando Álvarez, así como a siete de sus colaboradores, quienes se encontraban recluidos y retenidos desde el 4 de agosto pasado.

"¡Urgente! En estos momentos la Policía Nacional ha ingresado a la Curia Episcopal de nuestra Diócesis de Matagalpa", informó la sede eclesiástica en sus redes sociales.

Álvarez, de 55 años, obispo de la Diócesis de Matagalpa de Nicaragua y administrador apostólico de la Diócesis de Estelí, está acusado por la Policía Nacional de intentar "organizar grupos violentos", supuestamente "con el propósito de desestabilizar al Estado de Nicaragua y atacar a las autoridades constitucionales", aunque de momento no han ofrecido pruebas.

El prelado, un crítico del Gobierno del presidente Daniel Ortega, fue detenido junto a los sacerdotes José Luis Díaz y Sadiel Eugarrios, primer y segundo vicario de la catedral de Matagalpa de San Pedro, respectivamente.

La detención de Álvarez es el más reciente roce en una historia de fricciones entre la Iglesia católica nicaragüense y los simpatizantes del presidente Ortega.

En lo que va de año, el Gobierno nicaragüense ha expulsado del país al nuncio apostólico Waldemar Stanislaw Sommertag, llevado a prisión a tres sacerdotes, cerrado ocho radioemisoras católicas y sacado de la programación de la televisión por suscripción a tres canales católicos.

También, ha ingresado por la fuerza y allanado una parroquia y expulsado a 16 monjas de las misioneras de la orden Madre Teresa de Calcuta.

Lea Además: Obispos de Costa Rica y Panamá demandan liberación de Monseñor Álvarez secuestrado por régimen

Igualmente, ha prohibido a la Arquidiócesis de Managua la procesión con la imagen peregrina de la virgen de Fátima.

El presidente Ortega tildó de "terroristas" a los obispos nicaragüenses que actuaron como mediadores de un diálogo nacional con el que se buscaba una salida pacífica a la crisis que vive el país desde abril de 2018.

Ayúdanos a romper la censura,
necesitamos tu apoyo para seguir informando

DONA AQUÍ