Estos son los requisitos para ser refugiado en Costa Rica

Raquel Vargas Jaubert.

Para Raquel Vargas Jaubert, directora de Migración y Extranjería de Costa Rica, el país no está viviendo una crisis migratoria pese al aumento de solicitudes de refugio por nicaragüenses desde el mes de junio.

En esta entrevista explica las condiciones, beneficios y obligaciones que un solicitante de refugio debe de cumplir en orden para conseguir la condición de refugio en Costa Rica. Asimismo informó sobre la activación de centros regionales de Migración y Extranjería para agilizar los procesos de los nuevos migrantes.

¿Cómo es la situación de migrantes nicaragüenses en Costa Rica, debido a la crisis que sucede en este país?

–Actualmente tenemos más de ocho mil solicitudes de refugio de nicaragüenses que se nos han acercado y han presentado su solicitud propiamente en la Dirección General de Migración y Extranjería, o bien a través del servicio 1311.

¿Se puede llamar esto como una crisis migratoria?

–Justamente por las buenas prácticas y otras crisis que hemos atendido en el pasado, estamos hablando de esta situación, aún en este momento, está contenida y registrada.

¿Cómo viven los migrantes en los dos albergues que se abrieron para esta situación?

–Actualmente, desde hace dos años, Costa Rica habilitó dos centros de atención temporal para migrantes. No son albergues, eso es importante. Son centros de atención temporal. Son propiamente para que la persona ingrese e inmediatamente tenga atención en temas de salud, de refugio migratorio y un lugar donde tener alguna alimentación o donde dormir, de forma temporal. Los centros están abiertos, el de Catem Norte (La Cruz de Guanacaste) está habilitado para unas 300 personas y el de Catem Sur (Golfito) para 175.

¿Qué pasa si a un solicitante de refugio, que vive en estos centros, se le rechaza la solicitud?

–Como cualquier otra persona, una vez que el refugio es rechazado en primera instancia y luego en segunda instancia por el Tribunal Administrativo Migratorio, la persona tiene varias opciones. La primera es hacer una solicitud en otra categoría migratoria. Es posible que por el plazo que se resuelvan las solicitudes, la persona ya tenga otra opción por cual optar. Por ejemplo, que pueda solicitar una categoría laboral o si se encuentra estudiando dentro del país. En otro caso, se le da a la persona un plazo de tres días para hacer el abandono del país.

¿Pero qué significa ser solicitante de refugio? ¿Un solicitante puede trabajar o estudiar?

–El carné de solicitante de refugio le da a la persona una identificación segura y además le permite permanecer en el país de forma regular. El artículo 154 del reglamento de refugiados establece que la persona puede solicitar el ingreso al mercado laboral noventa días después de haber hecho la solicitud inicial.

Muchos de las personas que vienen escapando de la crisis en Nicaragua son estudiantes, jóvenes. ¿Tienen permitido estudiar siendo solicitantes de refugio?

–Para los estudiantes universitarios que son solicitantes de refugio necesitarían cumplir con los documentos necesarios dentro de las instituciones públicas, si es que va a ingresar a una universidad pública, o cumplir con los mecanismos que requieren las universidades privadas. Ya eso es una labor que tiene el sistema educativo. La Universidad de Costa Rica, por ejemplo, amplió su periodo de recepción de solicitudes para personas que justamente requieran hacer el examen de admisión en la universidad y sumarse al sistema educativo dentro de la UCR.

Para viajar de Guanacaste a La Uruca son más de 200 kilómetros de distancia, en donde al migrante puede verse involucrado en situaciones de riesgo como tráfico de personas. ¿Hay algún tipo de plan para evitarles ese viaje a los refugiados?

–Primero aclarar que la ruta entre Guanacaste y San José es una ruta segura. Estamos hablando una ruta que difícilmente se puedan encontrar cosas como secuestros o trata de blanca. Hay rutas seguras establecidas para viajar. Sin embargo, en los próximos quince días vamos a habilitar sedes regionales justamente en zonas estratégicas del país para evitar esta situación. Estaríamos hablando de una ampliación de las operaciones que ya se hacen en San José. Liberia, San Carlos y Upala son las zonas que se estarán habilitando próximamente.

¿Qué se necesita para ser aceptado?

–La convención del Estatuto de Refugiado tiene cinco requisitos obligatorios que una persona necesita cumplir, y por eso es que la tasa de aprobación de solicitantes de refugio es solo del 6%. La persona debería de ser extranjera, debería de tener un temor infundado, debería de estar siendo perseguida en su país de origen, pero esa persecución debería de ser por motivos de raza, género, pertenecer a un grupo político, perseguido por haber emitido una opinión política y además que su Estado no le pudo haber dado protección.

El problema es que muchas personas que solicitan refugio tienen un miedo infundado pero no hay persecución en su contra. Para esas personas Costa Rica tiene otras categorías que es lo que yo he insistido en las últimas semanas, como la categoría especial por humanidad. Por ejemplo si tiene mucho tiempo de vivir en el territorio de Costa Rica y no puede abandonar el país por alguna razón, pues se haría una solicitud en ese sentido y no como refugiado.

¿Qué pasa después de ser aceptado como refugiado en Costa Rica? ¿Cuánto tiempo dura esta condición?

–El tiempo legal después de ser aceptado con la condición de refugiado es exactamente igual que cualquier categoría migratoria. Le das a la persona el derecho de permanecer legalmente en el territorio nacional por el plazo de un año prorrogable, dependiendo de la situación en el país de origen. La diferencia entre la categoría de refugiado y otras categorías es que tres años después de ser una persona refugiada, puede solicitar una residencia permanente libre de condiciones.

¿Cuántas solicitudes de refugio se han aprobado hasta la fecha?

–De personas nicaragüenses no se ha procesado ninguna, tomando en cuenta que el aumento comenzó el 18 de junio. Estamos trabajando en un convenio con Acnur y la OIM para poder ampliar la capacidad a 30 oficiales para analizar las solicitudes en San José, y otros 30 que serían distribuidos en las zonas regionales.

¿Cuánto dura este proceso en su totalidad?

–En estos momentos se tratan de aproximadamente once meses, es el tiempo de espera que tenemos para emitir en primera instancia por parte de la Comisión de Refugio. La Comisión está conformada por el Ministro de Seguridad, la Ministra de Relaciones Exteriores y el Ministro del Trabajo. Con la colaboración de Acnur y OIM se intenta acortar este plazo para que la espera sea inferior a tres meses.

¿De dónde sale el fondo para mantener los centros para migrantes?

–El mantenimiento total de ambos Catem, Norte y Sur, lo provee el fondo especial de Migración. Es un fideicomiso que está creado por ley, justamente para dar mantenimiento y protección a personas migrantes. Tenemos un contrato donde se le paga a la Cruz Roja por la atención y administración de los Centros.

¿Tienen una estimación de cuántos nicaragüenses seguirán viniendo al país?

–Eso es importante de decir. Es muy difícil calcular el número de personas que necesitarán atención. Hay una tesis bien interesante de varios organismos internacionales que afirman que muchos nicaragüenses no van a abandonar el país, su casa, su vida que les ha costado conseguir. Actualmente, en realidad la migración de personas por primera vez es relativamente baja. Tomando en cuenta que una gran cantidad de solicitantes de refugio ya se encontraban en Costa Rica cuando inició el conflicto. Lo que podemos hacer como país es organizarnos justamente de forma nacional, convocar a todas las instituciones públicas para planificar los flujos de personas migrantes y trabajar bajo una política de integración y aceptación.