Policía sandinista detuvo por más de 9 horas a trabajadores de Radio Darío

Más de nueve horas permanecieron secuestrados por la Policía sandinista de León los trabajadores de Radio Darío que fueron interceptados cuando iniciarían a circular por la ciudad para cumplir con el servicio de publicidad móvil para una empresa local.

Eduardo Patricio Amaya Linarte y Omar Alejandro López Lorío fueron retenidos junto a la unidad móvil de Radio Darío en el tope de donde fue el “Dos que tres” después de las 10 de la mañana cuando el vehículo venía de cargar combustible.

“La policía nos hizo seña de detenernos y lo hicimos porque andamos trabajando, luego nos llevaron a la delegación central de la policía”, dijo Eduardo Patricio Amaya.

Ambos trabajadores permanecieron más de nueve horas en las celdas de la estación policial. Uno de ellos fue encerrado junto a más de 25 reos.

En cambio, Omar Alejandro López Lorío agregó que solo fue consultado sobre quién es la persona que le paga por los servicios que desempeña como conductor de la unidad móvil de Radio Darío,  ante la consulta de un investigador.

La unidad móvil de publicidad empresarial retenida por agentes de la policía, fue trasladada a la Dirección de Auxilio Judicial (DAJ) de la policía de León para tratar de encontrar supuestamente artefactos o datos que la vinculen al supuesto golpe de estado que señala el gobierno sandinista.

La móvil de Radio Darío siempre apoyó las manifestaciones cívicas de ciudadanos leoneses que protestan por las violaciones a los derechos humanos cometidas por el gobierno de Daniel Ortega, señalado del asesinato de más de 500 nicaragüenses.

En la unidad móvil solo fue encontrada una computadora, parlantes y micrófonos inalámbricos que son parte del equipo de animación de eventos. El vehículo fue liberado junto a los dos trabajadores de la empresa radial.

Eduardo Patricio Amaya Linarte y Omar Alejandro López Lorío fueron liberados a las 7:36 de la noche de ayer viernes, pero sus teléfonos celulares y computadoras personales fueron retenidos y supuestamente estarán en proceso de investigación a partir del próximo lunes.

A Eduardo Patricio Amaya le fue retenido y desbloqueado su teléfono celular. A Omar Alejandro López le retuvieron su computadora personal y teléfono celular. Supuestamente les serán entregadas la próxima semana.

La detención de los trabajadores de Radio Darío es una clara violación a los derechos humanos por parte del principal aparato represor del gobierno sandinista. La policía los detuvo por más de nueves horas y revisa aparatos de uso personal como si se tratase de dos criminales.