Arturo Cruz: “La reacción del gobierno no solo fue cruel, sino torpe”

Arturo Cruz, ex embajador de Nicaragua en Washington
100% Noticias

El ex embajador de Nicaragua en Washington Arturo Cruz, criticó la reacción del gobierno sandinista ante las protestas de los nicaragüenses, iniciadas por unas fallidas reformas al seguro social, el pasado 18 de abril, y que desencadenó una masacre por parte del régimen de Daniel Ortega, en la que ya van más de 500 muertos.

El historiador y académico nicaragüense, dijo en una entrevista al programa FOCOS de El Salvador, que considera que el gobierno de Ortega no estaba preparado para lidiar con el estallido social, y su reacción contra los civiles “no solo fue cruel, sino también torpe”.

“El gobierno nunca imaginó semejante estallido, por lo cual no estaba preparado con su aparato coercitivo para hacerlo entre comillas ‘eficiente’ entonces su reacción no solamente fue cruel, fue torpe, las dos cosas a la misma vez. Y obviamente en el proceso perdieron todo rédito, esa Policía que tenía tantas celebraciones en años anteriores, el tema de la seguridad ciudadana, y básicamente fue coerción, coerción, y más coerción”, expresó.

“Obviamente cuando acudís a todo tipo de coerción perdés todo tipo de legitimidad y encima de eso tenés una situación ya no solamente de los asesinados, de los encarcelados; encima de eso tenés un país que se empieza a deteriorar marcadamente económicamente, se quedó sin nada, ahora lo único que tiene es coerción”, aseguró Cruz.

El analista destacó que es necesario que se convoque a elecciones adelantadas. Sin embargo, Ortega defiende que su periodo electoral concluye hasta noviembre de 2021. Para Cruz, este argumento pierde credibilidad debido a que el proceso de 2016 en el que resultó electo Ortega, es dudoso.

Para llegar a un acuerdo que permita poner fin a la crisis que atraviesa Nicaragua, es necesaria la creación de una mesa de diálogo, en la cual debe estar la Iglesia, según Cruz.

“No hay arreglo político en Nicaragua sin que la Iglesia, la garante de esos arreglos y su legitimidad. La institución que todos los nicaragüenses respetamos ya sea por tradición o por convicción religiosa es la Iglesia católica y los obispos…La iglesia nos tiene que reconciliar, no nos va a reconciliar el gobierno, que se olviden de esos temas de que van a hacer por decreto una reconciliación. El único que nos puede reconciliar es la Iglesia católica”, afirmó Cruz.

..