Policías y encapuchados se toman alcaldía de Mulukukú

La municipalidad administrada por el PLC permanece ocupada por hombres armados

Policías acompañados por hombres encapuchados y armados con fusiles de asalto AK-47 ocuparon este viernes las instalaciones de la Alcaldía municipal en Mulukulú, donde mantienen como rehenes a una cantidad no determinada de trabajadores.

Según las primeras versiones procedentes del lugar, los presuntos paramilitares encañonaro a los trabajadores, los lanzaron al suelo y les quitaron sus teléfonos celulares.

La alcaldía de Mulukukú, municipio de la Región Autónoma de la Costa Caribe Norte (RACCN), es administrada por el Partido Liberal Constitucionalista (PLC), cuyos directivos confirmaron el sorpresivo asalto.

Según testigos, casi una docena de camionetas repletas de hombres armados y encapuchados irrumpieron de forma violenta en la sede de la Alcaldía. 

«La Alcaldía está totalmente tomada por encapuchados. A los trabajadores los tienen encañonados con las AK. Lo poco que hemos logrado saber es que los tiraron al piso, les quitaron los celulares y a dos de ellos que les reclamaron, los golpearon», relató un trabajador vía telefónica al diario La Prensa de Managua.

«Todos aquí en Mulukukú estamos nerviosos, no sabemos qué puede pasar con los trabajadores que están secuestrados», agregó el trabajador, que no fue identificado.

El alcalde de Mulukukú es el liberal Apolonio Fargas, quien permaneció preso 11 meses en la cárcel Modelo, acusado de supuestamente dirigir un ataque al puesto policial de la comunidad Sislao Paraska, comarca Pueblo Nuevo, de Mulukukú, el pasado 11 de junio cuando murieron tres policías y resultaron otros dos heridos.

Fargas ha dicho que desde que salió de prisión ha recibido constantes amenazadas por miembros del partido sandinista, que aseguran que no descansarían hasta verlo nuevamente en la cárcel.

 

                       

Los parapolicías estarían revisando los discos duros de las computadoras de la Alcaldía así como los documentos de la oficina del alcalde Fargas.  Jorge Irías, directivo nacional del PLC, confirmó la toma de la Alcaldía de Mulukukú que consideró «arbitraria» por parte de la PO que se hace acompañar por parapolicías.

Vecinos del alcalde Fargas, por su parte, dijeron que la Policía también allanó su vivienda sin orden judicial alguna y habría detenido a un sobrino del edil, identificado como Luis Francisco Fargas García.

La Policía no ha dado información alguna sobre la ocupación de la sede municipal del PLC.

«A nuestro alcalde Apolonio Fargas ha sido amenazado constantemente y abiertamente por los sandinistas de que no lo iban a dejar tranquilo. Los mensajes es que quienes iban a gobernar, eran ellos», dijo Jorge Irías.

El directivo del PLC explicó que al alcalde Fargas le mantienen en una casa de seguridad, debido a las amenazas de muerte que ha recibido, por lo que Fargas no estaba durante la toma arbitraria de la Policía y parapolicía.

En un comunicado emitido esta mañana por el PLC se informa que la casa del alcalde Fargas también fue «invadida violentamente por la Policía sin una orden judicial».

Los alcaldes liberales del PLC que respaldan en el comunicado condenaron el proceso «arbitrario y represivo» de la PO  y responsabilizaron al régimen de Daniel Ortega por «la integridad física y jurídica de todos los trabajadores de la Alcaldía de Mulukukú» como de sus familias.

 

El alcalde de Mulukukú, Apolonio Fargas, estuvo encarcelado durante 11 meses. (Foto: El Nuevo Diario)

Ayúdanos a romper la censura,
necesitamos tu apoyo para seguir informando

DONA AQUÍ