Lady Vulgaraza se defiende: "La salud es un derecho ciudadano".

Tomada de Twitter

"Hice uso de uno de mis derechos: utilizar la atención médica gratuita", afirmó este viernes Karelia de la Vega, conocida como Lady Vulgaraza, en respuesta al asedio y la intimidación que recibió ayer en el Ministerio de Salud, donde fue a solicitar la vacuna contra la fiebre amarilla.

La joven trans recordó que así lo establece el artículo 59 de la Constitución Política. Pese a que logró que le administraran la vacuna, personas en ese lugar le tomaron fotos y videos. Posteriormente, un hombre que se identificó como médico la siguió y en actitud hostil le dijo que hay que darle "gracias a la revolución" por esos derechos. 

En este video Lady Vulgaraza cuenta lo sucedido en las instalaciones del MINSA.