Periodistas independientes condenan ataque contra radio Darío y cierre de El Nuevo Diario

PCIN exigió al Régimen Ortega Murillo el cese de todo bloqueo y agresión a periodistas, comunicadores sociales y medios independientes

Periodistas y Comunicadores Independientes de Nicaragua (PCIN) denunciaron y condenaron el asedio, hostigamiento, amenazas y ataques acontecidos la tarde y noche del jueves, 26 de septiembre de 2019 por parte de agentes policiales en contra de Radio Darío, en León.

“Durante una acción intimidatoria, el propio jefe de la Policía departamental, comisionado Fidel Domínguez encabezó un operativo con varias patrullas, agentes uniformados y fuerzas parapoliciales de civil, patearon los portones donde se ubica la emisora, vociferaron contra los periodistas que estaban en su interior, y mantuvieron cercado a los trabajadores y comunicadores de la radio por varias horas, con las sirenas encendidas, con una clara intención de causar terror” denuncia el comunicado de PCIN.

Sumado a esta noticia, los Periodistas y Comunicadores Independientes de Nicaragua también lamentaron el anuncio de El Nuevo Diario y Diario Metro de que cierran sus operaciones. “PCIN valora esta decisión de El Nuevo Diario Metro como una consecuencia del bloqueo aduanero impuesto por la dictadura de Daniel Ortega y Rosario Murillo desde hace más de un año.

El régimen mantiene el cerco contra los dos principales periódicos del país, mediante una maniobra administrativa de restricción de las importaciones de papel y demás insumos para la impresión del rotativo. También consideramos que esta es la consecuencia de todas las presiones económicas encaminadas a asfixiar a los medios de comunicación independientes que impulsa el Gobierno de manera descarnada para acallar todas las voces disidentes que existen en el país”, argumentaron.

PCIN exigió al Régimen Ortega Murillo el cese de todo bloqueo y agresión a periodistas, comunicadores sociales y medios independientes.

A partir del 18 de abril de 2018 periodistas y medios independientes radiales, escritos, televisivos y digitales han denunciado ataques y secuestros de parte del Gobierno, la Policía, turbas y simpatizantes sandinistas, según lo ha constatado la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), la Sociedad Interamericana de Prensa (SIP) y la comunidad internacional que ha estado pendiente y denunciando la represión gubernamental contra los nicaragüenses.