“Es tiempo de hablar claro: sin unidad no lograremos derrotar a Daniel Ortega” dice Ernesto Medina

“Es tiempo de hablar claro: sin unidad no lograremos derrotar a Ortega” manifestó Ernesto Medina, representante del sector académico en la Alianza Cívica por la Justicia y la Democracia, quien habló sobre la escalada represiva del régimen de Daniel Ortega con las iniciativas de “Leyes Mordaza” y el futuro de la Alianza en la Coalición Nacional.

En una entrevista amplia a la Revista Envío, Medina se refirió a cada uno de los malestares que han causado que la Alianza analice su salida de la Coalición Nacional, lo cual considera un “error” ¿Cuál es la alternativa que tienen quienes quieren que la Alianza abandone la Coalición Nacional? preguntó Medina, y aseguró “Quienes creemos que es un error retirarse de la Coalición hemos dicho varias veces: Bien, si no queremos estar en la Coalición, ¿cuál es la alternativa? Si no nos gustan los partidos que están en la Coalición, entonces, ¿cuáles quedan fuera? ¿Y por qué están fuera de la Coalición los que no están? ¿Esos que están todavía afuera son la alternativa?”, las preguntas esperan todavía una respuesta clara, indicó.

Según Medina, retirarse de la CN no contribuirá a buscar las soluciones que se necesitan para seguir avanzando y considera que sería un “duro golpe” al proyecto de unidad nacional.

“Sería también otra razón más para el desencanto y la desesperanza que viéndonos desunidos experimenta la mayoría de la población, que sabe perfectamente que solamente con una unidad sólida y monolítica será posible terminar con esta dictadura. No menos importante: el retiro de la Coalición, un paso que sólo se podría interpretar como un fraccionamiento de la oposición, sembraría desconfianza y dudas en el seno de la comunidad internacional sobre la capacidad de los nicaragüenses para poder construir una auténtica alternativa que ponga fin a la dictadura”, explicó a la Revista Envío.

LEER MÁS: Violeta Granera informa que solicitaron sanciones para el Ejército de Nicaragua

El representante del sector académico llamó a los sectores a dejar a un lado los argumentos de “izquierda” o “derecha” y evitar poner etiquetas ideológicas basadas en prejuicios “enmarcar la crisis en un conflicto ideológico va a hacer todavía más difícil el debate sobre el país que queremos. Si reducimos nuestra crisis a un conflicto ideológico, mi pronóstico no es muy esperanzador. Y le estaríamos sirviendo a Ortega el aparecer nuevamente como el único gran componedor, investido con el discurso de que este país no tiene remedio, que requiere de un gobierno fuerte que elimine los conflictos y así regresar al período dorado del crecimiento económico anual del 4% o 5%, pero sin Estado de Derecho y con las cárceles llenas” refirió.

Medina avizora que la mayoría de los miembros del plenario de la Alianza Cívica votará para exigir el retiro de la Coalición Nacional. Sin embargo, señaló que sería “antiético” aceptar una decisión que tiene que ver con el futuro de Nicaragua. “Yo no voy a aceptar salirnos de la Coalición porque haya una mayoría que diga que hay que salir. Eso es antiético. La Alianza tuvo problemas con la Coalición porque los partidos imponían su mayoría. ¿Y ahora quieren que aceptemos una decisión que tiene que ver con el futuro de Nicaragua porque hay una mayoría que se impone? A mí no me lo van a imponer. ¿Que me digan que nos vamos, y que por disciplina también me tengo que ir porque si no me aplican el código de ética? No lo voy a aceptar, sería como negar mi derecho a seguir existiendo. Pero si me quedo con la Coalición y si trabajo con la Coalición es reconociendo que hay mucho que hacer para lograr convertirla en un movimiento unitario”.

LEER MÁS: Coalición Nacional juramenta a estructuras de León, pese a las amenazas y asedio policial

Medina explicó que si la Alianza decide salirse sin poner sobre la mesa la alternativa que se va a seguir, sin explicar las nuevas alianzas que se asumirán y su contenido, avizora un “fraccionamiento” de la organización.

"La voz de representantes de las estructuras territoriales de la Alianza, que en su gran mayoría solicitaron que la Alianza no se retire, no han sido escuchadas y todo indica que no serán tomadas en cuenta para la decisión final. Lo más probable es que se dé una decisión de algunos de los miembros y se produzca un fraccionamiento de la Alianza. Es muy probable que, al no tomarse en cuenta la opinión de las estructuras territoriales, algunas de ellas también anuncien su salida de la Alianza”, advirtió.

Respecto a las elecciones del próximo año, Medina considera que es necesario participar debido a que sería un “error” no hacerlo, “creo que es un error comenzar a decir que no vamos a participar, que si Ortega no nos da condiciones no iremos. ¿Quién piensa que Ortega nos va a dar condiciones ideales? Pero, sabiendo que la mayoría de la gente está indignada y quiere un cambio, las elecciones serán un momento de demostrarlo. Lo que nos corresponderá hacer es evidenciar que Ortega volvió a cometer un fraude descarado”.

Para Medina, las iniciativas que presentó el régimen sandinista “Ley de Regulación de Agentes Extranjeros”, “Ley Especial de Ciberdelitos” y la reforma de Cadena Perpetua para “Crímenes de odio” son una muestra que el régimen está trabajando para que la oposición no participe de los comicios.  “Tenemos posibilidades, pero no las vamos a aprovechar si hacemos campaña para que la gente no vaya a votar. Desde que aparezca un grupo llamando al boicot, a la abstención, Ortega ganará las elecciones. Y las elecciones ganadas así se las va a reconocer la comunidad internacional. A regañadientes, con críticas, pero se las reconocerán”, señaló.

“Si Ortega sigue aumentando la represión y creando un escenario imposible, y a pesar de eso nos mantenemos en querer una salida electoral, la comunidad internacional tendrá que prestar más atención a Nicaragua y algo tendrá que decir. Si decimos: “Se las va a robar y no hay condiciones y por eso no vamos a participar”, la comunidad internacional va a decirnos: ¡Allá ustedes!”, refiere.

Para Medina, la salida se encuentra en la Coalición Nacional, con una unidad que haga frente a la dictadura, pero hizo un llamado a “diálogo y negociación” que involucre al sector privado y al Gran Capital “Pensar que el gran capital de Nicaragua no es importante para el desenlace de esta crisis es un grave error, nos guste o no y tengamos los prejuicios que tengamos. Ellos querrán una Nicaragua que funcione medianamente bien y en paz. Yo creo que en la nueva directiva del COSEP, en sus cámaras, y en el sector privado en general, hay una mayoría de gente honesta que se avergonzaría si se estuviese optando por esta salida. Estoy seguro que lo sentirían como una traición al sacrificio y a las esperanzas de tanta gente” explicó.

LEER MÁS: Jefe policial de León Fidel Dominguez amenaza a Miguel Mora y a Marlon Powell

Finalmente, Medina concluyó asegurando que Ortega-Murillo necesitan las elecciones para validar y perpetuar su Estado policial y represivo y la única manera de combatirlo es con “unidad” “Ortega todavía no se siente ni seguro ni consolidado porque sabe que todavía hay muchos que lo adversan. Por eso, ha decidido entrar en otra fase de mayor represión con leyes que pretenden eliminar toda posibilidad de reclamo, de protesta, de rebeldía, toda expresión de libertad. Los que conocemos la historia de los regímenes totalitarios sabemos muy bien que con leyes como éstas no dan por terminado su proyecto. El verdadero final es la aniquilación total de cualquier forma de rebeldía o de oposición y con ello de absolutamente todas las libertades. La única manera de detener esto es con una oposición fuerte, coherente, responsable y unida”.

Ayúdanos a romper la censura,
necesitamos tu apoyo para seguir informando

DONA AQUÍ