Grupos de exiliados construyen mecanismo de coordinación entre el exilio y la oposición de Nicaragua

Después de más de 60 reuniones entre grupos de exiliados en Costa Rica a través del proyecto “Fomentar el diálogo y consenso” de Hagamos Democracia ha iniciado la construcción de un mecanismo de coordinación para tener un acercamiento directo con la oposición nicaragüense con el fin de contribuir a la solución cívica y pacífica a la grave crisis sociopolítica que enfrenta el pueblo nicaragüense desde abril del 2018.

Para el inicio de este proceso se realizó una encuesta en la que participaron 33 organizaciones de grupo de exiliados para edificar el perfil de este mecanismo, además de 4 medios de Comunicación y programas independientes como observadores del proceso.

                                                  

“En esta etapa lo que se hizo fue extraer los diferentes insumos que los grupos habían dado a conocer en las diferentes etapas del proyecto y plasmarlos en una matriz en forma de preguntas para hacer una encuesta prácticamente abierta y que las diferentes organizaciones y grupos pudieran llenarlas para construir un tipo de perfil del mecanismo de coordinación, del cual la mayoría de organizaciones y grupos se sientan cómodos” explicó Luciano García, presidente de Hagamos Democracia.

En el exilio según esta organización de la sociedad civil es conveniente avanzar hacia la conformación de un espacio de coordinación que aglutine a todas las organizaciones y grupos actualmente activas con independencia de su orientación política, que sepa comunicar eficientemente sus acciones a la Diáspora y la población en Nicaragua, con agenda que recoja intereses compartidos construidos entre todos y que tenga las siguientes características:

Que se concentre en los asuntos humanitarios de los exiliados

Que exprese la voz del exilio frente al gobierno y la sociedad costarricense sobre la problemática de los exiliados.

Que exprese la voz del exilio ante las organizaciones políticas en Nicaragua.

Que articule la incidencia de las organizaciones de exiliados en Costa Rica en la lucha por la democracia en Nicaragua.

Que se ocupe tanto de expresar la voz del exilio ante el gobierno y sociedad costarricense como en el proceso político nicaragüense.

Que puedan interactuar entre las diferentes organizaciones y grupos

En cuanto a la forma de organización del espacio, los grupos de exiliados desean un espacio horizontal con participación de representantes de todas las organizaciones y grupos interesados en Costa Rica.

LEER MÁS: Aspirantes a la presidencia se comprometen a respaldar a “Candidato Único”

“Ahora estamos en el proceso de un mapeo formal con cada una de ellas para comenzar a trabajar un mecanismo funcional, tal y como ellos lo plasmaron que sea horizontal, que sea representativo, que tenga agenda, con la idea de poder hacer un reglamento que ayude a fomentar la seguridad y los procedimientos entre todas ella” dijo García.

Dicha organización debe de guiarse por principios personales que orienten su funcionamiento, tales como tolerancia a las opiniones de los demás, transparencia en la gestión y resultado de las gestiones, respeto a la dignidad, reputación y honra de las personas, honestidad, solidaridad, diálogo y debate.

“Recordemos que el mecanismo de coordinación sirve tanto al mecanismo de trabajo interno para solucionar los diferentes problemas de los exiliados, para poder apoyarse en los diferentes trabajos que requieren los diferentes grupos, para visibilizar la situación en manera conjunta con el mundo y sobre todo con la oposición de Nicaragua” concluyó García.

En esta encuesta también los grupos de exiliados se refirieron a las vías de comunicación que utilizan para informar y mantenerse informado, a lo que respondieron que las redes sociales como Facebook, YouTube, WhatsApp y algunos medios de comunicación digitales.

Ayúdanos a romper la censura,
necesitamos tu apoyo para seguir informando

DONA AQUÍ