Reelección de Daniel Ortega a debate en Corte IDH, por violación de derechos políticos de Fabio Gadea

La Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) presentó el 5 de junio de 2021 ante la Corte Interamericana de Derechos Humanos (Corte IDH) el caso Fabio Gadea Mantilla respecto de Nicaragua. El caso se refiere a la responsabilidad internacional del Estado por la violación de los derechos políticos y a la protección judicial de Fabio Gadea Mantilla en el marco de su participación política como candidato presidencial en el proceso electoral de 2011, informó la CIDH en una nota de prensa.

El caso de Fabio Gadea, que impugnó ante el Consejo Supremo Electoral la reelección de Daniel Ortega en 2011, pone a debate en la Corte IDH, la tercera reelección de Ortega este año. 

También Puede Leer: Borrell: “Me produce repugnancia comparar situación en Nicaragua con España”

La Comisión Interamericana de Derechos Humanos expresa que "si bien en el presente caso no corresponde determinar si la reelección es o no un derecho humano, la Comisión resaltó que la reelección indefinida, o períodos extensos de ejercicio de la presidencia por la misma persona en determinados contextos donde no existan salvaguardas o garantías adecuadas, puede ofrecer algunos riesgos para el sistema de democracia representativa, pilar fundamental del sistema interamericano".

                                                 

Recuerdan que los recursos que presentó Gadea por la inscripción de Daniel Ortega fueron declarados sin lugar el 4 de abril del 2011. " La víctima no pudo presentar un recurso para obtener la revisión judicial de dicha decisión dado que la Constitución establecía que las resoluciones del Consejo Supremo en materia electoral no admitían recurso alguno".

Ortega con ventajas electorales

La CIDH  explica en la presentación del caso de Gadea ante la Corte IDH, que se "vulneró" su derecho de "participar en condiciones de igualdad en las elecciones nacionales de 2011, tomando en cuenta las circunstancias en que se realizó dicho proceso electoral. La Comisión consideró acreditado que el Presidente Ortega quien estaba en ejercicio durante el proceso electoral participó en situación de ventaja o superioridad".

Lea Además: Eurodiputada Soraya Rodríguez: "no vamos a blanquear un fraude electoral" en Nicaragua

Ortega en el 2011 ya concentraba el poder y esto se "tradujo en denuncias de falta de independencia e imparcialidad de la Corte Suprema de Justicia, el Consejo Supremo Electoral, así como nombramientos de personas afines al Organismo Ejecutivo en distintos órganos de control. La Comisión tuvo en cuenta además las irregularidades constatadas en el proceso electoral que se tradujeron en ventajas mediante el uso de recursos y medios públicos adicionales para el Presidente Ortega, tales como mayor propaganda electoral a su favor en los medios de comunicación y cierre de espacios en canales estatales para los demás partidos políticos" destacan.

La Comisión Interamericana de Derechos Humanos, concluyó que dichos elementos "demuestran la existencia de una afectación al derecho del señor Gadea de participar en el proceso electoral en condiciones de igualdad, en vista de las ventajas generadas desde el propio Estado al Presidente en ejercicio, quien participó en el proceso en situación de ventaja o superioridad".

"La CIDH señaló que la violación al derecho a participar en condiciones de igualdad en una contienda electoral puede afectar no solamente derechos individuales, sino también la dimensión colectiva de los derechos políticos, es decir, la voluntad de los electores y electoras manifestada a través del sufragio universal. Ello, dado que dicha violación puede incidir en el juego democrático al generar ventajas indebidas a ciertos candidatos sobre el resto de participantes que someten su candidatura a elección popular" expresan en la argumentación de los hechos ante la Corte IDH.

La presentación del caso de Gadea contra el Estado de Nicaragua, actualmente representado por Daniel Ortega, cobra relevancia nuevamente porque el contexto de "ventajas" y "superioridad" de parte de Ortega continúan con respecto a los otros competidores. Actualmente Ortega mantiene en prisión a seis aspirantes presidenciales, 16 líderes de la oposición, un banquero y tres extrabajadores de la Fundación Violeta Barrios de Chamorro.

El contexto es peor que en el 2011 cuando Ortega se reeligió y hoy busca su tercera reelección bajo la mirada crítica y de presión de la comunidad internacional.

Ayúdanos a romper la censura,
necesitamos tu apoyo para seguir informando

DONA AQUÍ