Votaciones: un día de mitin político con un candidato presidencial en Nicaragua

En los actos de campaña para las elecciones del próximo 7 de noviembre en Nicaragua no se habla de la crisis que comenzó en 2018 ni de otros temas espinosos.

Son las 5:30 de la tarde en Managua. Las calles lucen con su ajetreado tráfico para un día laboral en la capital nicaragüense. En una calle de tierra -alejada de la parte céntrica de la ciudad- se ve una carpa con altoparlantes, sillas y a un grupo de unas 10 personas vistiendo camisas rojas.

Es la casa de uno de los aspirantes a diputados, que recibirá al candidato a la presidencia del Partido Liberal Constitucionalista (PLC), Walter Espinoza, para iniciar un pequeño mitin político.

Lea Además: CSE pide a los partidos presentar sus ternas de garantes

El PLC es uno de los pocos partidos, acaso el único, que ha mantenido pequeñas actividades en varios puntos del país desde que se oficializó el inicio de las campañas electorales el 23 de septiembre.

                                             

“No hay más personas porque, si no, viene la policía y desmonta esto”, dijo a la Voz de América, Cristhian López, coordinador de prensa del PLC, en un intento por justificar la poca asistencia de los simpatizantes.

El PLC es el único partido que participa en los comicios nicaragüenses que ha logrado elegir a dos mandatarios: Arnoldo Alemán y Enrique Bolaños Geyer. Sin embargo, escándalos de corrupción y un pacto político lograron que Daniel Ortega volviera al poder en 2007.

Walter Espinoza llega al lugar donde lo espera el reducido número de simpatizantes. La gente se pone de pie y lo abraza. “Buenas tardes, disculpas por el retraso”, dice. Luego se aplica alcohol y le entregan una mascarilla roja, como símbolo del partido que califican de “rojo sin mancha”.

La actividad comienza con una oración, como si se tratara de un servicio religioso. Luego, Espinoza habla a los presentes sobre la importancia de ir a votar.

LEER MÁS: Senadores de EEUU piden sancionar a Daniel Ortega, filas de Ejército de Nicaragua e IPSM

No menciona nada sobre los precandidatos detenidos, o sobre las protestas de 2018 que dejaron más de 300 muertos, en gran medida por el uso desproporcionado de la fuerza del Estado, según organismos internacionales. En cambio, promete mejorías, como la calle polvorienta en donde da su discurso.

“Cuando gane la presidencia mejoraremos estas calles”, jura a los seguidores.

Ayúdanos a romper la censura,
necesitamos tu apoyo para seguir informando

DONA AQUÍ