Noticias NicaraguaPolíticaDaniel Ortega y Rosario Murillo no se pronuncian sobre rebelión de Arturo McFields

Daniel Ortega y Rosario Murillo no se pronuncian sobre rebelión de Arturo McFields

Rosario Murillo no respondió a la denuncia del embajador Arturo McFields quien denunció a dictadura en la OEA.
Daniel Ortega y Rosario Murillo.
EFE

Los dictadores Daniel Ortega Saavedra y Rosario Murillo Zambrana -quienes usurpan la presidencia de Nicaragua- guardan silencio sobre la denuncia realizada por el embajador Arturo McFields, representante permanente del régimen en la OEA

La tarde de este miércoles, Daniel Ortega y Rosario Murillo, participaron en el acto del 42 aniversario de la Cruzada Nacional de Alfabetización. Ambos no brindaron ninguna declaración sobre la rebelión del Embajador McFields. Murillo en declaraciones a medios oficialistas, continuó con su discurso de que en el país se respira un “ambiente de paz”.

Lea: Rosario Murillo llamó a Arturo McFields, tras denuncia en OEA, Embajador no le contestó

“El visitante, el que llega o la visitante admira la alegría, la tranquilidad que se respira en Nicaragua y esa alegría se fortalece con un pueblo, con una juventud dedicada al estudio”, dijo Murillo Zambrana, al finalizar el acto en donde el régimen hizo entrega de certificados a los mejores alumnos de primaria y secundaria a nivel nacional. También recibieron diplomas los mejores docentes del país.

“Esa alegría se vive en el trabajo que da frutos y los respaldo que los trabajadores en el campo y la ciudad, los comerciantes en las zonas urbanas reciben de tanto gobierno cristiano, socialista y solidario”, continuó Murillo, quien ha sido sancionada en múltiples ocasiones por varias potencias mundiales por ser señalada de violentar los Derechos Humanos de los nicaragüenses.

“Contentos, orgullosos y agradecidos con Dios vamos adelante”, continuó Murillo, quien lució de pocas sonrisas durante el acto político.

Lea más: Arturo McFields: si regreso a Nicaragua, ya me tienen reservada una celda en el Chipote

“Somos un país que resguarda y atesora la paz como un país de dignidad nacional”, agregó la sancionada Rosario Murillo.

La denuncia de McFields

La mañana del miércoles, Arturo McFields Yescas, embajador de Nicaragua ante la Organización de Estados Americanos (OEA), denunció a la dictadura de Daniel Ortega y Rosario Murillo durante una sesión ordinaria del Consejo Permanente.

En su declaración McFields tomó la palabra en nombre de los 177 presos políticos y los asesinados a partir del 2018.

Lea también: Dictadura de Daniel Ortega será derrocada con una implosión social en filas del FSLN, dicen analistas

“Tomo la palabra en nombre de los 177 presos políticos y más de 350 personas que han perdido la vida en mi país desde el año 2018, tomo una palabra el nombre de los miles de servidores públicos de todos los niveles civiles y militares, de aquellos que hoy son obligados por el régimen de Nicaragua a fingir y a llenar plazas y repetir consignas porque si no lo hacen pierden su empleo por la dictadura de mi país”, expresó.

McFields dijo que no era fácil guardar silencio y defender lo indefendible: “No es fácil pero seguir guardando silencio y defender lo indefendible, es imposible, tengo que hablar señor presidente aunque tenga miedo, tengo que hablar aunque mi futuro y el de mi familia sean inciertos, tengo que hablar porque si no lo hago las piedras mismas van hablar por mí”.

Asimismo, McFields denunció que abogó por la liberación de 20 presos políticos, al menos, los adultos mayores, pero no fue escuchado. 

Además: Embajadores de la OEA y oposición destacan postura de Arturo McFields

“Antes de la reunión del Consejo, hubo una reunión virtual con cancillería y un grupo de asesores presidenciales en ese encuentro yo sugerí que se considerara liberar a menos a 20 presos políticos de la tercera edad y a otros 20 reos comunes cuya salud merecía y merece especial consideración esto sería algo humanitario y políticamente inteligente, ya que nadie debe morir en la cárcel y menos siendo inocente o por falta de atención médica adecuada o no tener atención médica del todo, nadie me hizo caso señor presidente. En ese momento se me dijo “no vamos ni a tomar nota de ese comentario porque podrías perder tu empleo y a la derecha entre más se le da más quiere”, denunció.

Ayúdanos a romper la censura,
necesitamos tu apoyo para seguir informando

DONA AQUÍ