Noticias NicaraguaPolíticaRégimen en Nicaragua entrega a una universidad estatal el edificio que expropió a la OEA

Régimen en Nicaragua entrega a una universidad estatal el edificio que expropió a la OEA

En ese centro "la juventud nicaragüense" podrá "fortalecer esa formación, esos valores, esos principios que Nicaragua está construyendo esta patria libre, soberana, bendita", señaló la rectora de la UNAN-Managua
confiscaciones en nicaragua
Antiguas oficinas de la Organización de Estados Americanos (OEA) tomada por la policía.
EFE

El Gobierno de Daniel Ortega, a través de la Procuraduría General de la República, entregó este lunes a las autoridades de la Universidad Nacional Autónoma de Nicaragua (UNAN), el edificio que ocupaba la Organización de los Estados Americanos (OEA) en Managua y que fue expropiado por el Estado nicaragüense.

"Agradecemos al comandante presidente Daniel Ortega y a la compañera Rosario Murillo, vicepresidenta de Nicaragua, por haber tomado esta decisión muy oportuna", dijo la rectora de la UNAN-Managua, Ramona Rodríguez, durante el acto de entrega.

Rodríguez, también presidenta del Consejo Nacional de Universidades (CNU), indicó que en ese edificio funcionará el Centro de Estudios de la Soberanía Nacional o Casa de la Soberanía, que lleva el nombre del fallecido excanciller nicaragüense "Padre Miguel D'Escoto Brockmann".

En ese centro "la juventud nicaragüense" podrá "fortalecer esa formación, esos valores, esos principios que Nicaragua está construyendo esta patria libre, soberana, bendita", señaló.


Destacó que "hoy la UNAN-Managua toma posesión de la Casa Soberanía para continuar fortaleciendo los valores de principio y soberanía, de dignidad, de autodeterminación de nuestro pueblo, porque este lugar era un lugar donde funcionaba el ministerio de colonia que estaba al servicio del imperio yankee, del imperio norteamericano".

En un principio, el Gobierno de Nicaragua había anunciado que allí construiría el "Museo de la Infamia".

PROPIEDAD PERTENECÍA A PARTICULARES

La propiedad, ubicada en las afueras de Managua, permanecía bajo custodia policial desde el 24 de abril pasado, cuando el Gobierno de Ortega anunció la expulsión del país de la delegación de la OEA.

La OEA rentaba a unos particulares su oficina en Managua, que fue declarado de utilidad pública por el Estado nicaragüense.

El edificio que la OEA alquilaba, antes de ser expropiado, pertenecía a las hermanas Luz Marina y María Auxiliadora Navarrete Guevara, que públicamente no se han referido al tema.

Los miembros del organismo regional condenaron de forma unánime en su momento la ocupación del inmueble en Managua.

Nicaragua anunció el 24 de abril pasado su decisión de retirar las credenciales de sus representantes ante la OEA, así como el cierre de las oficinas de ese organismo en Managua.

Esa decisión vino tres días después de que el Consejo Permanente de la OEA, con la ausencia de Nicaragua, aprobara suspender a Rusia, su aliado, como observador permanente, en castigo por la invasión a Ucrania y en una apuesta por aislar aún más a Moscú en el plano internacional.

Ese día Nicaragua ratificó su "invariable decisión" de abandonar la OEA, una medida adoptada desde el 19 de noviembre de 2021 y que tardará dos años en ser efectiva, es decir hasta noviembre de 2023.

Esa medida fue adoptada después de que los países integrantes de la OEA aprobaran en la Asamblea General celebrada en noviembre del año pasado una resolución de condena a Nicaragua por las elecciones ese mismo mes en las que se impuso Ortega y que consideraron que "no fueron libres, justas ni transparentes y no tienen legitimidad democrática".

Ortega, un exguerrillero próximo a cumplir 77 años y que retornó al poder en 2007, fue reelegido para su quinto mandato de cinco años y cuarto consecutivo, junto con su esposa, Rosario Murillo, como vicepresidenta, en esos comicios de noviembre, que no lograron el reconocimiento de buena parte de la comunidad internacional.

Ayúdanos a romper la censura,
necesitamos tu apoyo para seguir informando

DONA AQUÍ