Aumentan a 81 las muertes por coronavirus en China

Las calles de la ciudad de Wuhan, donde apareció el nuevo virus en China, prácticamente se mantienen desiertas

La cifra de muertos por la epidemia de coronavirus en China aumentó este lunes a 81, mientras el gobierno expandió sus medidas radicales para contener la expansión de la enfermedad y mantener a las personas fuera de las calles.

El domingo, el jefe de la Comisión Nacional de Salud de China, Ma Xiaowei, advirtió que los portadores del virus que no mostraban síntomas de gripe aún podrían infectar a otros

                             

Entre otras cosas, las autoridades pospusieron el final de las vacaciones por el Año Nuevo Lunar y muchas grandes empresas cerraron o instruyeron a sus empleados a que trabajaran desde sus casas.

El fin de las vacaciones del Año Nuevo Lunar es la temporada de mayor movimiento de personas en China.

Las escuelas tampoco reiniciarán sus clases hasta nuevo aviso

También puedes leer: China construirá un segundo hospital para tratar a los contagiados por el coronavirus

Los drásticos esfuerzos para contener la enfermedad comenzaron con la suspensión el 22 de enero de todos los viajes en aviones, trenes y autobuses a Wuhan, una ciudad de 11 millones de habitantes.

La cuarentena se expandió después a otras 17 ciudades con más de 50 millones de habitantes, en la medida más drástica para controlar una enfermedad que se haya impuesto en la historia de la nación

                              

El total de casos confirmados en China aumentó este lunes un 30% sobre el día anterior a 2.744, más de la mitad de ellos en la provincia central de Hubei, cuya capital es Wuhan, donde apareció el virus.

Algunos expertos opinan que la cantidad de personas infestadas es mucho mayor.

En Hong Kong, donde se han confirmado ocho casos, se prohibió la entrada de personas que hayan visitado Hubei en los últimos 14 días.

El brote de coronavirus está también afectando a la economía de China, motor del crecimiento global. Shanghái dijo el lunes que las firmas no podían reanudar sus actividades antes del 9 de febrero y a las empresas en Suzhóu se les ordenó mantenerse cerradas hasta al menos el 8 de febrero.

Por otra parte, los mercados asiáticos están reflejando ansiedad y nerviosismo. El promedio japonés Nikkei perdió este lunes 2.0%, su mayor caída en un día en cinco meses.

Un pequeño número de casos relacionados con personas que regresaron de Wuhan se han confirmado en más de 10 países, entre ellos Estados Unidos, Tailandia, Francia, Japón y Camboya, pero no se han reportado muertes fuera de China.

Ayúdanos a romper la censura,
necesitamos tu apoyo para seguir informando

DONA AQUÍ