ENJUICIAN A MUJER QUE MATÓ A SU EX NUERA

La medianoche de este jueves se conocerá si Marcia Ramírez Obando de 56 años de edad, es culpable de haber asesinado a su exnuera Claudia Lisseth Pérez de 34 años, el pasado 7 de abril en el barrio Hialeah de Managua.

Según el Ministerio Público, para matar a Claudia, Marcia utilizó un arma blanca, le dio varias 46 estocadas con un destornillador y dejó caer sobre su rostro una piedra.

Durante el transcurso de la audiencia testificó Emir Moisés Flores quien le compró el teléfono celular que le pertenecía a la víctima y que supuestamente fue vendido en C$650 córdobas por Marcia Ramírez Obando.

Flores declaró que la presunta asesina al vender el dispositivo móvil andaba con una niña de dos años y aseguró que era su nieta y que por necesidad andaba vendiéndolo.

"En 800 dijo que lo vendía, y negociándolo llegué a comprarlo en C$650 córdobas", declaró el hombre.

Agregó que le conmovió ver a a la mujer con la niña y se vio "obligado" a comprar el teléfono.

Mientras se lleva a cabo el juicio, en las afueras de los juzgados movimientos feministas protestaron, exigiendo justicia por muerte la de Claudia.

Los movimientos defensores de las mujeres han asegurado que en este caso hacen falta personas involucradas como es la expareja de la fémina asesinada.

https://twitter.com/donaldo100nic/status/877907108783693824 Claudia Lisseth Pérez de 34 años, fue encontrada muerta el pasado 7 de abril en el barrio Hialeah de Managua. Según el Instituto de Medicina Legal, para matarla utilizaron un arma blanca, le desfiguraron el rostro, le cortaron uno de sus brazos y tenía una herida que le cercenó una de sus orejas. La mujer era madre de tres niños de 15, 8 y 4 años.