EN NICARAGUA IMPORTA UN GOBIERNO QUE RESUELVA LOS PROBLEMAS AUNQUE NO SEA DEMOCRÁTICO

None
Desde 1996 hasta la fecha la forma de Gobierno democrático como favorita de los latinos se documenta en decadencia, según un reciente estudio que entrevistó a personas de 18 países. Sobre Nicaragua las resultados indican que a través del tiempo, la curva de simpatizantes de la Democracia varió significativamente de 61% a 41% entre 2006 a 2016, periodo gobernado de manera ininterrumpida por el líder sandinista, Daniel Ortega Saavedra. Nicaragua se ubica en la posición 3 de países que se expresaron estar de acuerdo con un Gobierno que llegue al poder de forma no democrática, aunque este resuelva los problemas de la ciudadanía. Los primeros dos países que anteceden en la lista son Honduras y el Salvador con puntuación de 62%, mientras que el país alcanzó 61%. Que el presidente controle los medios de comunicación -por el número de encuestados de acuerdo-, Nicaragua se ubicó en el tercer puesto, después de Guatemala y El Salvador, donde varios mandatarios han sido juzgados por corrupción tras abandonar el poder. En el caso del primer país vecino mencionado, el ex presidente Otto Pérez Molina fue destituido mediante un golpe de Estado que fue impulsado por movimientos bajo el hashtag #RenunciaYa; mientras que sobre la segunda nación vecina, el expresidente Mauricio Funes –asilado actualmente en Nicaragua - enfrenta un proceso judicial por varios delitos de corrupción supuestamente cometidos durante su mandato. En Nicaragua varios comunicólogos, -entre ellos Guillermo Rothschuh- han señalado un duopolio mediático debido a la adquisición de varios medios de comunicación por la familia del actual presidente -y reelecto para el periodo 2017-2021- Daniel Ortega, sin embargo, Latinobarómetro documenta que el 41% de los encuestados se muestran de acuerdo con que el Gobierno controle el poder mediático. Sobre el indicador de libertad de expresión, Nicaragua consiguió el puesto 8, con 53% de encuestados que respondieron positivamente ante la pregunta de sí ¿se puede decir, criticar lo que uno quiera? En este apartado el país suramericano de Uruguay lideró la lista, seguido del país vecino: Costa Rica; luego Paraguay, República Dominicana, Argentina, Chile y Panamá –en el orden-. El 56% de los encuestados considera que en Nicaragua se gobierna para el bien de todos, seguido de Bolivia, Ecuador, Uruguay y Guatemala, en consecuente con el indicador de si “se Gobierna para unos cuantos grupos poderosos en su propio beneficio”, donde Nicaragua se ubica al final de la lista de los 18 países incluidos. Nicaragua tiene un 69% de aprobación hacia el Gobierno, mientras que la credibilidad de las políticas y políticos alcanza el 51% en el puesto número cinco de los países latinoamericanos. Sobre la situación económica del país, solo el 30% considera que es muy buena, pese a que el crecimiento anunciado por Funides al inicio del año fue del 4.7% y según las proyecciones del Banco Mundial (BM) sería del 4.4%. Las proyecciones fueron reconocidas como positivas por la empresa privada que citando a la Cepal, ubica a Nicaragua como el tercer país con mayor crecimiento y además por encima de la proyección a nivel mundial que es arriba del 2%. Nicaragua es el tercer país con problemas de alimentación, seguido de Venezuela y República Dominicana que encabezan los dos primeros lugares en la lista. Las tres naciones acumularon puntuación de 72, 41 y 37, respectivamente. Sobre la inseguridad, el país ocupa los últimos lugares, en correspondencia con la política de la institución encargada de garantizar la seguridad y los informes independientes que ubican a Nicaragua como el país más seguro de Centroamérica.

Ayúdanos a romper la censura,
necesitamos tu apoyo para seguir informando

DONA AQUÍ