El Juventus, en vilo

El Juventus Turín juega este martes contra el Oporto, en la vuelta de los octavos de final de la Liga de Campeones, el partido más importante de su temporada, obligado a remontar el 1-2 sufrido en la ida para evitar una nueva "debacle" europea tras las últimas eliminaciones en cuartos contra el Ajax y en octavos frente al Lyon.
Agencia EFE

El portugués Cristiano Ronaldo, que solo jugó los últimos minutos el sábado en el triunfo por 3-1 contra el Lazio para gestionar energías, es el hombre encargado de liderar la remontada ante un Oporto que en la ida fue superior y pudo llevarse incluso un triunfo más abultado que el 2-1 final, en el que el gol de Federico Chiesa devolvió esperanzas al Juventus a diez minutos del final.

Al equipo turinés, que no gana la "Champions" desde 1996 y que desde entonces perdió cinco finales (1997, 1998, 2003, 2015 y 2017), le vale un 1-0 para pasar de ronda, pero para ello necesita blindar una defensa que en esta campaña ha tenido distracciones problemáticas, también a causa del alto número de bajas.

No hay dudas sobre la delantera titular, con Cristiano que estará acompañado por el español Álvaro Morata, protagonista con un doblete y una asistencia en la victoria contra el Lazio y autor de seis goles en esta Liga de Campeones.

No estarán, sin embargo, el argentino Paulo Dybala, todavía lesionado, el uruguayo Rodrigo Bentancur, de baja por coronavirus, ni el brasileño Danilo Luiz Da Silva, ex del Oporto, ausente por sanción.

Pirlo intentará recuperar al brasileño Arthur en el centro del campo, una pieza fundamental para dar ritmo y salida de balón a su equipo, y podrá elegir entre el holandés Matthijs De Ligt y Giorgio Chiellini para formar la zaga junto al intocable Leonardo Bonucci.

El colombiano Juan Guillermo Cuadrado, recuperado tras un problema muscular, también apunta al once titular, con toda probabilidad como lateral derecho.

Está contra las cuerdas el Juventus, que también se encuentra a siete puntos del líder Inter de Milán en la Serie A, en una campaña que debe tener su punto de inflexión este martes frente a un Oporto competitivo, sólido y ambicioso pese a una situación delicada por varios jugadores tocados.

El mexicano Tecatito Corona y el central Pepe están entre algodones, tras caer lesionados el pasado fin de semana en el partido liguero contra el Gil Vicente, donde fueron sustituidos al descanso por precaución.

Corona, que la pasada temporada fue elegido mejor jugador de la Liga Portugal, es el motor del juego ofensivo de "los dragones" y el pasado sábado fue sustituido en el descanso tras sufrir un fuerte traumatismo en la cabeza que le hizo perder momentáneamente la visión.

Este lunes volverá a ser evaluado y el Oporto espera contar con él para mañana, incluso en el once inicial por la banda derecha.

LEA MÁS: Las elecciones del Barcelona, una anomalía en el fútbol español

En la misma situación se encuentra el exmadridista Pepe, que también fue sustituido en el descanso del partido del sábado frente al Gil Vicente por precaución.

El otro central que suele formar pareja de inicio con Pepe es Mbemba, que también arrastra molestias y espera estar a punto para mañana.

Sobre el terreno de juego, uno de los duelos más esperados lo protagonizarán Pepe y Ronaldo. Ambos ganaron tres Champions con el Madrid y una Eurocopa con Portugal. Mañana serán rivales en un partido que tiene como premio el pase a cuartos.

Si los dos centrales no se recuperan, las alternativas para Sérgio Conceiçao pasan por Diogo Leite y Sarr, ya que el español Marcano, que el verano pasado se rompió el ligamento de la rodilla, aunque está recuperado, no se encuentra al cien por cien, por lo que está jugando con el equipo B para tener minutos.

En la medular, el eje del Oporto seguirá siendo el internacional luso Sérgio Oliveira, el futbolista más el forma del equipo, que lleva diez dianas en Liga.

En la contención del centro del campo estará acompañado por el colombiano Uribe, mientras que el ala izquierda se la disputarán el brasileño Otávio y el cafetero Luis Díaz.

Arriba, es probable que Sérgio Conceiçao apueste por la pareja que más rendimiento le está dando: el iraní Mehdi Taremi y el maliense Marega, que fueron los autores de los dos tantos frente al Juventus de Turín.

El Oporto no gana en Italia desde que venció al AC Milán en 1996 por 2-3 y quiere reivindicarse como un equipo fuerte en Europa, por lo que anhela volver a disputar una eliminatoria de cuartos.

Ayúdanos a romper la censura,
necesitamos tu apoyo para seguir informando

DONA AQUÍ