EXPRESIDENTE DE GUATEMALA A JUICIO POR SUPUESTA CORRUPCIÓN

El ex presidente de Guatemala (2012-2015), Otto Pérez Molina, deberá enfrentar juicio bajo cargos de liderar un fraude multimillonario en las aduanas que provocó su renuncia al poder, dictaminó este viernes el juez penal Miguel Ángel Gálvez.  

Pérez enfrenta cargos por enriquecimiento ilícito, asociación ilícita y defraudación aduanera, dijo Gálvez al leer el fallo, tras una maratónica audiencia de tres días. También fue acusada su entonces vicepresidenta, Roxana Baldetti, informó Infobae.

La decisión del juez Miguel Ángel Gálvez ocurre dos años y medio después de que la Fiscalía y la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala (CICIG) hicieran pública una investigación sobre una estructura integrada por los ex mandatarios, funcionarios, empresarios y particulares involucrados.

La fiscalía acusa a Pérez Molina y a Baldetti, quienes gobernaron Guatemala entre 2012 y 2015, de ser los líderes de la estructura conocida como "La Línea" que a través de sobornos y comisiones pagadas en las principales aduanas del país defraudaran al Estado.

Tanto Pérez Molina como Baldetti han negado los cargos y responsabilizado a la fiscal general Thelma Aldana y al jefe de la CICIG, Iván Velásquez, de "inventar" un caso sin pruebas contra ambos.

Entre las evidencias proporcionadas por la fiscalía hay miles de escuchas telefónicas de los involucrados supuestamente poniéndose de acuerdo para repartir los sobornos, documentos y testimonios de dos colaboradores: Juan Carlos Monzón, exsecretario privado y mano derecha de Baldetti, y Salvador González, exfinancista de la organización.

Baldetti está presa acusada en cuatro supuestos casos de corrupción mientras que Pérez Molina está acusado en dos casos. Debido a las decenas de recursos legales presentados por la defensa de varios de los procesados, unas 30 personas, el avance del caso se ha retrasado.

Tras el anuncio de la investigación en abril de 2015, miles de guatemaltecos salieron a las calles a protestar contra los ex mandatarios, que se vieron obligados a renunciar a sus cargos.