EEUU: “Maduro es un hipócrita, habla de diálogo mientras secuestra diputados”

Michael Kozak, subsecretario de Asuntos del Hemisferio Occidental del Departamento de Estado norteamericano, rechazó el secuestro del legislador Gilber Caro, arrestado ilegalmente el viernes por la tarde y cuyo paradero o estado se desconoce desde entonces

“Las acciones de la FAES muestra la hipocresía del régimen de Maduro: hablar de diálogo mientras se involucra en el secuestro de actores democráticos como Gilber Caro… La democracia no se dejará intimidar”, escribió el funcionario de Trump Michael Kozak en su cuenta en Twitter.

El diputado venezolano Gilber Caro, contrario al Gobierno de Nicolás Maduro, enfrenta su tercera detención en menos de tres años, tiempo en el que ha pasado casi 600 días en prisión pese a contar con inmunidad parlamentaria, denunció este sábado su defensa.

"Hemos sido testigos de una nueva detención arbitraria realizada por cuerpos de seguridad de Nicolás Maduro", dijo ante periodistas la abogada defensora Ana Leonor Acosta, que denunció además la "desaparición forzada" del legislador puesto que desconocen su paradero 24 horas después de haber sido arrestado.

 

Explicó que Caro y su asistente, el periodista Víctor Hugas, fueron detenidos la tarde del viernes, mientras caminaban en el oeste de Caracas, por un grupo de funcionarios policiales y militares "sin mostrar ningún tipo de orden, además de manera violenta".

"No sabemos sus condiciones, no sabemos cómo están", subrayó Acosta desde las afueras de la sede del Servicio de Inteligencia (Sebin) a donde acudió junto a familiares de los detenidos y otros diputados a solicitar información del opositor.

Hasta ahora, prosiguió, el diputado y el periodista no han sido presentados ante ningún tribunal.

La diputada Adriana Pichardo, compañera de Caro en la formación Voluntad Popular (VP), denunció que el parlamentario fue golpeado frente a vecinos que presenciaron la detención y que alertaron la posibilidad de que las autoridades busquen "sembrar pruebas" contra el diputado.

La legisladora recordó que los detenidos ya estuvieron tras las rejas en el pasado también como "presos políticos", y responsabilizó al presidente Maduro por la vida y la integridad física de ambos.

 

El diputado, según Pichardo, "había dicho a sus compañeros que estaba siendo perseguido" esta semana, cuando otros legisladores fueron señalados de corrupción y de haber recibido dinero del Gobierno para retirar el apoyo al jefe del Parlamento, Juan Guaidó, reconocido como presidente interino de Venezuela por más de 50 países.

Caro estuvo detenido desde enero de 2017 hasta junio de 2018 acusado de “traición a la patria y sustracción de efectos de la Fuerza Armada”.

Durante ese tiempo su defensa denunció torturas, aislamiento, mala alimentación, tratos degradantes, y otro cúmulo de supuestos castigos hasta que consiguió la excarcelación en medio de un proceso que impulsó el Ejecutivo como un intento de reconciliación política.

Entre abril y junio de este año pasó más de 50 días preso sin ninguna acusación formal.

Ayúdanos a romper la censura,
necesitamos tu apoyo para seguir informando

DONA AQUÍ