GOBIERNO RATIFICA POSTURA SOBRE CAMBIO CLIMÁTICO

Por medio de una nota de prensa, el Gobierno de Nicaragua ratifica la postura asumida en 2015 acerca del Acuerdo de París sobre el cambio climático.

A excepción de Nicaragua y Siria, 195 países firmaron este acuerdo internacional en 2016.

El asesor en políticas públicas Paul Oquist declaró en ese momento que los países desarrollados tienen una responsabilidad histórica por las emisiones de gases que deterioran al medioambiente y afectan, en particular, a los más pobres.

Asimismo, el funcionario nicaragüense señaló que los cien países más pobres del mundo son responsables del 3% de las emisiones, mientras que los diez países más desarrollados generan el 72%.

Este vienes, Murillo aseguró que el Gobierno de Nicaragua reclama “una propuesta realista”, responsable y “con enfoques certeros y de fondo” que imponga “responsabilidades comunes, pero diferenciadas”.

NICARAGUA BUSCA QUE LOS PAÍSES MÁS CONTAMINANTES ADQUIERAN COMPROMISOS ESTRICTOS

Asimismo, la vicepresidenta reiteró que Nicaragua busca que los países más contaminantes adquieran “compromisos estrictos” con la reducción de emisiones y que provean de recursos compensatorios.

Nicaragua “no está entre las potencias contaminantes, no tiene responsabilidad en el cambio climático y ha actuado con compromiso verdadero, promoviendo energías renovables, esfuerzos que han sido reconocidos por los organismos internacionales pertinentes, llegando a calificarnos como una potencia energética verde”, refiere el comunicado oficial.

De igual forma, la vicepresidenta Murillo manifestó que, aunque nuestro país no suscribió el Acuerdo de París, “asumió una posición clara en defensa del planeta y la vida”.

Finalmente, la funcionaria aseveró que el Gobierno sigue “demandando un acuerdo climático con mayores compromisos alrededor de las emisiones, y con financiamiento para la adaptación y/o mitigación” del cambio climático, que conlleve la indemnización de los más afectados, entre estos, Centroamérica y El Caribe.