Régimen de Nicaragua fortalece sus reservas internacionales en medio de pandemia

En medio del clamor popular por los efectos de la pandemia de COVID-19 en sus economías, el gobierno de Nicaragua ha ido fortaleciendo sus reservas internacionales depositando hasta abril de este año un equivalente de casi 150 millones de dólares en el Banco Central.

El expresidente del Banco Centroamericano de Integración Económica, Roger Arteaga, explicó que las reservas internacionales son destinadas para atender las necesidades de importación de bienes y el servicio de la deuda externa, y que el gobierno puede hacer uso de estos recursos en caso de emergencia.

Arteaga dijo que en casos de emergencia los gobiernos pueden disponer de las reservas internacionales por períodos cortos no más allá de un periodo fiscal y restituir lo utilizado una vez que se obtengan desembolsos de préstamos recaudaciones o donaciones.

Ante la crisis sanitaria que atraviesa el país, donde los casos de COVID-19 se han incrementado considerablemente, el economista sostiene que “es muy desafortunada la decisión del gobierno de la República de Nicaragua de darle prioridad a la acumulación de reservas, cuando en realidad existe una enorme necesidad en los centros hospitalarios y lugares donde se están atendiendo a los enfermos de coronavirus, donde hacen falta medicamentos, equipos y camas”.

Esto basado en las reiteradas denuncias de organizaciones médicas sobre la saturación de hospitales, la falta de recursos y las pocas condiciones que tienen los galenos para protegerse de esta enfermedad.

La Fundación Nicaragüense para el Desarrollo Económico y Social (FUNIDES) señala que el gobierno de Daniel Ortega tiene 612 millones de dólares en el Banco Central de Nicaragua,  de los que puede disponer en cualquier momento para hacer frente a necesidades del gasto público.

Un economista de este organismo que prefiere resguardar su identidad explicó que “esa es plata que el gobierno literalmente puede llegar y sacarla como en cualquier banco, sacarla y utilizarla para los fines que ellos estimen convenientes”.

“Prueba de ello es que el gobierno utilizó esa cuenta en 2008 para apoyar la INSS en un momento de iliquidez de esta institución”, agregó.

Aunque el centro de estudios advierte que los ahorros del gobierno deben ser manejados con prudencia, para evitar posibles crisis financieras, lo cierto es que hasta la fecha el estado ha hecho pocos movimientos del gasto público para atender la pandemia del coronavirus.

Mientras, los expertos consultados señalan la necesidad de una reforma presupuestaria para apoyar la salud pública y a las familias más vulnerables ante esta enfermedad.

Sin embargo, el diputado sandinista Wilfredo Navarro defiende que el gobierno ha utilizado los recursos necesarios para enfrentar la pandemia y desacreditó al centro de estudios.

“De entrada, deslegitimo cualquier información de Juancho Chamorro (FUNIDES). Aquí el gobierno está cumpliendo con todos los protocolos y están los recursos necesarios para estar contra la pandemia, están los medios, está el personal adecuado, las fumigaciones y todos los protocolos del MINSA”, dijo el parlamentario.

 La Fundación Nicaragüense para el Desarrollo Económico y Social indica que cada país está destinando entre el 5 y 10 por ciento del Producto Interno Bruto para atender la crisis que ha generado el coronavirus.

Ayúdanos a romper la censura,
necesitamos tu apoyo para seguir informando

DONA AQUÍ