Sigue en campaña Laureano Ortega con producción de vacuna rusa cuya efectividad no es segura, según el Ministerio de salud de Rusia

Tomada de El 19 Digital

La dictadura de Daniel Ortega y Rosario Murillo sigue en campaña con la producción de la vacuna rusa contra el coronavirus que supuestamente se fabricará en la planta Mechnikov, en Managua.

Laureano Ortega, hijo de los dictadores y asesor presidencial para la Cooperación Internacional participó en una reunión con Stanislav Uiba Director del Instituto Mechnikov y con Víctor Trujin, Director del Instituto de Vacunas y Sueros de San Petersburgo, para conversar sobre las acciones que se estarán llevando a cabo en los próximos meses de cara a la producción de la vacuna contra la COVID-19 registrada por la Federación de Rusia.

Un reporte periodístico del 19 Digital indica que en la reunión se acordaron planes de trabajo y actividades, tanto en Rusia como en Nicaragua, a través de la Cooperación Bilateral.

Leer más: Rosario Murillo anuncia que OPS donará vacuna COVID-19 a Nicaragua ¿será luego vendida a la población?

La sancionada vicepresidente Rosario Murillo en su intervención recalcó “trabajando con la Federación Rusa para producir la vacuna, Dios mediante en nuestra Nicaragua. Nosotros estaríamos en capacidad también de presentar estas vacunas en la región, planes de trabajo entre Rusia y Nicaragua se acordaron para que a través de la cooperación bilateral y el fortalecimiento de los intercambio en salud contemos con esa producción que es bendición y que es protección de la vida nuestra responsabilidad como gobierno cristiano”, manifestó.

Sin embargo, el sitio web del Ministerio de Salud de Rusia informó que aún no hay certeza sobre la efectividad de la vacuna aprobada por el gobierno de Vladimir Putin y que las contraindicaciones, debido a la falta de estudios pertinentes, son numerosas. 

En particular,  el fármaco está contraindicada para menores de 18 años, mayores de 60, embarazadas y personas con una larga lista de condiciones de salud subyacentes.

Leer más: Vacuna rusa contra covid-19 no es segura señala un informe del gobierno ruso

“Se han notado efectos adversos en su aplicación, como hinchazón, hipertermia, letargo, dolores de cabeza, picazón en el lugar de la inyección, disminución del apetito, diarrea y síntomas similares a los de un resfriado”, según advirtió en un informe el Instituto Gamaleya de Moscú, donde se desarrolló la vacuna, y citado también por el periódico The Telegraph.

Ayúdanos a romper la censura,
necesitamos tu apoyo para seguir informando

DONA AQUÍ