CARACEÑOS TEMEN AYUDAR A LOS MIGRANTES AFRICANOS

None
  Migrantes africanos siguen merodeando por los alrededores de Carazo y las zonas costeras. Hambrientos y sedientos intentan atravesar el país por tierra o por agua hasta llegar a Estados Unidos. La mayoría de ellos aseguran migrar porque en su país están muriendo de hambre, pero la travesía por los países centroamericanos no es distinta, pues ayudar a los irregulares atemoriza a los ciudadanos. “Me da miedo que la Policía me eche presa por darle de comer a esta pobre gente, me da miedo que estas personas vengan enfermas, pues se dice que en África están todas las enfermedades malas”, asegura Rosa Mendieta, quien provee comida y agua a los migrantes de vez en cuando. La Ley General de Migración y Extranjería, Ley 761, no deja claro si auxiliar a los migrantes en estado de irregularidad es motivo de sanciones o penas para quien se disponga a brindar ayuda. Según Ángel Bonilla, jefe de Auxilio Judicial de la estación policial de la ciudad de Jinotepe, Carazo, los migrantes que llegan a Carazo no son detenidos, únicamente se les brinda refugios y servicios básicos hasta trasladarlos a la frontera sur. Se desconoce si existe algún caso de un ciudadano sancionado o detenido por proveer los mismos servicios que la policía Nacional, hasta el momento se han procesado a personas bajo la condición de tráfico de migrantes. Fuente: Estéreo Romance con información de END

Ayúdanos a romper la censura,
necesitamos tu apoyo para seguir informando

DONA AQUÍ