HOMBRE RELATA CÓMO ABUSARON Y ASESINARON A NIÑA DE PUEBLO NUEVO

La Policía Nacional detuvo a Yorbin José Calderón Jiménez de 22 años, quien junto al prófugo, Rommel José Jiménez de 27 años, alias "El Zopilote", son señalados por el asesinato de la niña Yesbeling María Espinoza Calero de 12 años, que fue encontrada, dentro de un pozo atada a una piedra y con las manos amarradas con alambres de púas, en la comunidad Los Llanos número uno, municipio de Pueblo Nuevo. La niña salió de su casa en compañía de una adolescente el pasado 24 de noviembre y nunca volvió a su casa, su madre la reportó como desaparecida. Madre de Yesbeling mostrando una fotografía de la niña Según el relato de Yorbin quien es vecino de la niña y es sobrino de Rommel, quien ya está circulado por la Interpol, el pasado 24 de noviembre el decidió abusarla y asesinarla supuestamente por venganza, ya que en una ocasión la madre de la menor le hizo un reclamo, porque supuestamente habían testigos de que él enamoraba a la niña. El detenido en sus declaraciones admitió haber golpeado a la niña con un palo para que Rommel abusara de ella, aseguró que nunca dijo nada porque estaba amenazado de muerte. “(A la niña) la mató otro maje, se llama Rommel. (La mató) porque no se quería ir con él y por cuenta se la llevó a la fuerza. Se la quería llevar porque el maje me neció que le llevara unos tucos de alambre que la iba a matar y que la iba a echar dentro de un pozo. El maje me amenazó con un cuchillo que si no lo hacía me iba a matar”, dijo Yorbin. Rommel José Jiménez de 27 años, alias "El Zopilote", prófugo. Calderon comenta que a la niña se la llevaron a la fuerza de casa de una amiga, fueron hasta el pozo, donde su tío desnudó a la menor, la violó dos veces y después le dio con el machete en la nuca. “Yo le dije a él ‘no le haga eso Rommel, usted se va a meter a problemas’, entonces me dice ‘no, es que de todas maneras dice la mamá que yo voy al campo dice que yo la enamoro’”, declaró. "Después yo le di con un garrote y le di en la cabeza y cayó al suelo, después él cortó un alambre del cerco de allí y la amarró y le pusimos una piedra y la tiramos, pero ya estaba muerta cuando la lanzamos. Yo no dije nada porque él me amenazó y en ese momento él tenía el machete y yo tenía miedo, yo no la violé, él sí, ahora me arrepiento porque mi mamá está sufriendo, además tengo mi niña de 6 años que también debe estar sufriendo por esto, le pido perdón a la mamá, pero yo no quería hacer eso”, dijo el hombre. La Policía indicó que el probable móvil del crimen es por una propiedad, “él tenía temor de que se le quitara una casa, para privarla de ese derecho”, dijo el Comisionado Mayor Alejandro Ruiz Martínez, jefe de la Policía Nacional del departamento de Estelí.

© 100% Noticias ¡Con primicias a toda hora!