Familiares rechazan acusación de policía contra jóvenes detenidos en León

Policía Nacional

Los familiares y amigos de los siete jóvenes detenidos en León, acusados esta mañana por la Policía orteguista como integrantes de un grupo terrorista, desmintieron los delitos que se les están atribuyendo, y señalan que están recogiendo las pruebas, para demostrar la inocencia de los jóvenes.

A los acusados Byron Estrada, Luis Quiroz y Haidiby Rivas, Levis Rugama, Yaritza Mairena y Víctor Obando, Nahiroby Olivas y Juan Alvarado, se les acusan del delito de terrorismo, homicidio, incendio, secuestro, robo con intimidación, y amenazas de muerte.

"Sabemos que los delitos que le están imputando son falsos, porque el día de la quema del CUUN y donde pereció una persona quemada, mi hijo estaba en mi casa celebrando su cumpleaños", dijo Jaqueline Valdivia, mamá de Nahiroby Olivas, uno de los detenidos.

Desde que iniciaron las protestas en contra del Gobierno de Daniel Ortega, cientos de manifestantes han sido arrestados y acusados de terroristas, por no estar de acuerdo a la política orteguista.

"Ya sabemos que ahora en Nicaragua se les está imputando todo tipo de delitos, con el afán de ver este país más quebrado de lo que está, vamos a seguir en la lucha, porque sabemos que nuestros hijos no son terroristas, delincuentes, asesinos y de nada de lo que se les está imputando, porque ellos son estudiantes", finalizó la mamá de Nahiroby.

Por su parte el Movimiento 19 de abril en León, repudió las acusaciones que hizo la Policía en contra de sus integrantes, ya que el 20 de abril cuando se quemó el Centro Universitario de la Universidad Nacional (CUUN), de la UNAN-León, el movimiento no estaba formado y la Policía aduce que los detenidos fueron quienes incendiaron el edificio.

"Estamos recopilando las pruebas que puedan respaldar su inocencia, porque sabemos que los chavalos no son culpables", expresó un integrante del Movimiento 19 de abril en León.