ANPDH y CENIDH condenan actuación de Ortega al sacar del país a Misión de ONU

Desde el exilio, el secretario de la Asociación Nicaragüense Pro Derechos Humanos (ANPDH), Álvaro Leiva, lamenta la decisión del Gobierno de Nicaragua al expulsar del país a la delegación de la Oficina del Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Derechos Humanos (OACNUDH).

“Como organismos de derechos humanos nos pronunciamos y condenamos enérgicamente esa actuación del Gobierno que nos está aislando cada día más en tener esa voluntad política de cumplir con la comunidad internacional a través de los diferentes tratados”, expresó a 100% Noticias, Leiva.

Para Leiva el expulsar a la OACNUDH, traerá consecuencias a nivel internacional y además desmiente el intento de golpe de Estado que ha venido vendiendo Ortega.

“Hoy el Estado nicaragüense se está aislando cada día más y, sobre todo, lo más lamentable es que el Estado no ha podido reflejar su intención de dar a entender al mundo de ser víctima de un golpe de estado, cuando lo que ha habido es una masacre estatal como la ha señalado este informe”.

Vilma Núñez rechazó decisión de Daniel Ortega. 

Por su parte el Centro Nicaragüense de Derechos Humanos, CENIDH, catalogó como “estúpida e impensada la decisión del Gobierno de Nicaragua”, ya que ellos fueron quienes invitaron a las Naciones Unidas para evaluar la crisis que atraviesa el país.

“Es una decisión verdaderamente inaudita, y refleja el estado de animo de una persona que se siente perdida y que ya no puede ocultar sus responsabilidades y seguir engañando la opinión pública internacional, especialmente a los organismos de derechos humanos”, expresó Vilma Núñez, directora del CENIDH.

Además, aclaró rotundamente al OACNUDH que “es el Gobierno de Daniel Ortega quien los está expulsando, no el pueblo de Nicaragua, porque los nicaragüenses ven el esfuerzo que han realizado estos días que permanecieron en nuestro país, el esfuerzo que dejó plasmado en el informe la barbarie que está sufriendo Nicaragua y el cual es responsable el presidente Daniel Ortega y Rosario Murillo”, dijo Núñez.

El informe de la Misión del Alto Comisionado ratifica que “el gobierno de Daniel Ortega y Rosario Murillo desató una feroz represión contra la población indefensa” y señala la actuación de grupos armados progubernamentales, con el beneplácito de autoridades estatales de alto nivel y de la Policía Nacional.