El canciller sandinista acusa a sectores de la Iglesia de "terrorismo y golpismo"

 El canciller sandinista Denis Moncada, acusó a algunos sectores de la Conferencia Episcopal de planificar y organizar el caos con sectores internos y externos para derrocar al presidente Daniel Ortega.

"Esos sectores eclesiásticos han sustituido su labor católica, apostólica y romana por la conspiración, el terrorismo y el golpismo", denunció Moncada al inaugurar un foro en Managua.

Moncada sostuvo que "esos sectores" de la Iglesia Católica manipularon "la religión con fines políticos de desestabilización, de ruptura del orden constitucional y de cambio ilegal de Gobierno".

A juicio de Moncada, "algunos sectores de la Conferencia Episcopal de Nicaragua han reconocido y aceptado su participación activa en esos hechos delictivos que han costado muchas vidas, destrucción de infraestructura pública y privada".

Moncada agradeció la solidaridad a los representantes de los 18 países que participan en el denominado "Foro de Paz y Solidaridad con Nicaragua", en Managua, "por dedicar parte de su valioso tiempo al análisis y reflexión sobre el intento de golpe de Estado, ruptura del orden constitucional y derrocamiento por la vía fáctica, por la vía de hecho que han intentado golpistas contra el Gobierno legítimo del presidente Ortega".

La comunidad cristiana San Pablo Apóstol es la misma que divulgó esta semana una grabación en la que supuestamente el obispo auxiliar de la arquidiócesis de Managua, monseñor Silvio Báez, insta a "presionar nuevamente al Gobierno para que vuelva a pedir a la Conferencia Episcopal la reanudación del diálogo".

Incluso, un día después, los medios oficialistas emitieron un nuevo audio, esta vez sin cortes ni ruido, en el que supuestamente Báez califica al presidente Ortega de "imbécil".

"Denuncio que soy víctima de una campaña de represión, desprestigio y acoso, que consta no sólo de audios manipulados, sino también de cientos de mensajes a mi WhatsApp con insultos y amenazas, además de motorizados rodeando mi vivienda", denunció Báez.