EEUU suspende visas a 100 funcionarios en Nicaragua entre diputados, jueces, fiscales y sus familiares

El Secretario del Departamento de Estado de Estados Unidos, Antony Blinken, informó que Estados Unidos impuso restricciones de visas a unos 100 miembros de la Asamblea Nacional, fiscales, jueces y familiares del régimen de Daniel Ortega y Rosario Murillo en Nicaragua. 

“Hemos impuesto restricciones de visa a 100 miembros de la Asamblea Nacional de Nicaragua, fiscales, jueces y sus familiares que impulsaron el asalto del régimen de Ortega-Murillo a la democracia”, informó Blinken

El Jefe de la diplomacia estadounidense agregó que continuarán utilizando herramientas económicas y diplomáticas para apoyar la democracia nicaragüense.


El Departamento de Estado informó que la revocación de las visas que tenían miembros de la  Asamblea Nacional de Nicaragua y del sistema judicial nicaragüense, se aplica a los ciudadanos que se cree que son “responsables o cómplices de socavar la democracia, incluidos aquellos con responsabilidad o complicidad en la represión de protestas pacíficas o el abuso de los derechos humanos, y el miembros de la familia inmediata de dichas personas”.

Específicamente, a funcionarios que ayudaron a permitir los ataques del régimen de Ortega-Murillo a la democracia y los derechos humanos, incluyendo:

  • Arrestar a 26 opositores políticos y actores a favor de la democracia, incluidos seis contendientes presidenciales, activistas estudiantiles, líderes del sector privado y otros actores políticos;
  • Aprobar leyes represivas, incluida la legislación electoral, una ley de "delitos cibernéticos", una ley de "agentes extranjeros" y una ley de "soberanía", que han servido para restringir y criminalizar el discurso, la disidencia y la participación política;
  • Hostigar y silenciar a la sociedad civil y los medios independientes; y
  • Socavar las instituciones y procesos democráticos en Nicaragua.

En un comunicado, el Departamento de Estado indica que estas revocaciones de visas demuestran que Estados Unidos promoverá la "rendición de cuentas no solo de los líderes del régimen, sino también de los funcionarios que permiten los ataques del régimen a la democracia y los derechos humanos".

LEER MÁS: Monseñor Álvarez: "yo me voy de aquí cuando quiera" dice a "poderosos" que se creen "Dioses" y dueños de libertades

"Estados Unidos continuará utilizando las herramientas diplomáticas y económicas a nuestra disposición para impulsar la liberación de los presos políticos y apoyar los llamados de los nicaragüenses a una mayor libertad, responsabilidad y elecciones libres y justas", apuntan 

Ola de arrestos 

Los precandidatos a presidentes hasta ahora son el economista Juan Sebastián Chamorro, sobrino político de la expresidenta Violeta Barrios de Chamorro (1990-1997), y el académico Arturo Cruz, que fue embajador en Estados Unidos del Gobierno de Ortega entre 2007 y 2009.

También el veterano político conservador Noel Vidaurre y el informático Américo Treminio.

Sin embargo, Chamorro y Cruz guardan prisión desde hace un mes y están siendo investigados por el Ministerio Público por supuesta "traición a la patria".

Aparte de Chamorro y Cruz, las autoridades nicaragüenses han arrestado a los aspirantes presidenciales opositores Cristiana Chamorro, Félix Maradiaga, Miguel Mora y Medardo Mairena, que también están siendo investigados por ese mismo delito.

SEGUIR LEYENDO: Diario la Prensa acusa a Daniel Ortega de intentar "un apagón informativo" en Nicaragua

La Policía de Nicaragua, que dirige Francisco Díaz, un consuegro de Ortega, también mantiene bajo arresto a dos exvicecancilleres, dos históricos exguerrilleros sandinistas disidentes, un dirigente empresarial, un banquero, una ex primera dama, cinco dirigentes opositores, dos líderes estudiantiles, dos dirigentes campesinos, un periodista, dos extrabajadores de una ONG y un conductor de Cristiana Chamorro, a quienes acusa de "traición a la patria".

Esas detenciones de líderes opositores se producen de cara a las elecciones generales del 7 de noviembre en las que Ortega, un exguerrillero sandinista que retornó al poder en 2007, busca la reelección por cinco años más.

El mandatario, próximo a cumplir 76 años y que coordinó una Junta de Gobierno de 1979 a 1984 y presidió por primera vez el país entre 1985 y 1990, ha acusado a los líderes opositores de intentar derrocarlo con el apoyo de los Estados Unidos y los ha tildado de "criminales".

Ayúdanos a romper la censura,
necesitamos tu apoyo para seguir informando

DONA AQUÍ